Ir a…

Noticiero Universal

Mil Noticias en Tiempo Real

Sábado, 3 de diciembre de 2016

El PSOE sopesa renovar la mesa del comité federal y así evitar a los ‘pedristas’


El trascendental comité federal que el PSOE celebrará este domingo en Ferraz, convocado con carácter extraordinario, sólo cuenta con dos puntos en su orden del día. El fundamental es el debate y votación de la posición política del grupo socialista en el Congreso ante el proceso de investidura de Mariano Rajoy de la próxima semana. Será el momento en que el PSOE gire oficialmente del “no es no” del dimitido Pedro Sánchez a una abstención –como “mal menor”, según lo considera el presidente de la gestora, Javier Fernández– que desbloquee la gobernabilidad de España y evite, en último extremo, una nueva repetición de las elecciones el próximo 18 de diciembre. Una mayoría del comité federal, según todas las previsiones, votará a favor de la abstención.

No obstante, antes de la votación, el primer punto del orden del día del comité federal establece la elección de la mesa que ordenará el debate, la votación y el escrutinio final. Y algunos dirigentes del PSOE consideran conveniente renovar la composición de dicha mesa antes de seguir adelante con la jornada en Ferraz.

La mesa, como ya ocurrió en la convulsa cita del máximo órgano del partido entre congresos del pasado 1 de octubre –que culminó con la dimisión de Pedro Sánchez y la designación de una gestora que lleva desde entonces las riendas del partido-, se compone de tres miembros que suman, y aquí está la cuestión, una mayoría que era fiel al depuesto líder del PSOE. Con su composición actual, preside la mesa Verónica Pérez, la líder de los socialistas sevillanos, muy afín a Susana Díaz, que se presentó el Ferraz al grito de “yo soy la única autoridad” al día siguiente de que la mitad de la ejecutiva de Sánchez dimitiera. El vicepresidente es el vasco Rodolfo Ares, veterano dirigente que formó parte del equipo electoral de Pedro Sánchez en Ferraz. Y el tercer miembro de la mesa, como secretaria de actas, es la catalana Núria Marín, alcaldesa de l’Hospitalet.

Algunos dirigentes del PSOE consideran que sería conveniente proceder a la renovación de la mesa este domingo, antes que nada, para evitar la mayoría “pedrista” que le atribuyen, y para acomodarlo al nuevo mando instalado en el partido tras la dimisión de Pedro Sánchez. Sobre todo, apuntan a la necesidad de que no esté en la mesa el veterano Rodolfo Ares, ya que cuestionan su actitud en el agrio comité federal del pasado 1 de octubre, tanto por sus choques con Verónica Pérez, disputándose la palabra a grito pelado, como por instalar unas urnas para una votación sin ninguna garantía en lo que los críticos de Pedro Sánchez tacharon de “auténtico pucherazo”. Puede ser, así, que se presente esta propuesta para renovar la mesa.

Otros dirigentes del PSOE, afines a Pedro Sánchez, defienden en cambio que no será necesario variar la mesa del comité federal, ya que “no hay discusión sobre el orden del día de la jornada”. Es más, piensan que de esta manera los críticos con Sánchez “no querrán hacer más sangre”, después de la dimisión del ex líder socialista. Y de que tengan ganada de antemano, sostienen todas las partes, la votación a favor de una abstención en la investidura de Mariano Rajoy.

Este formalismo sobre la renovación o no de la mesa del comité federal podría determinar en todo caso el clima en el que se desarrolle la jornada en Ferraz, ya que evidenciará si la guerra en el PSOE sigue abierta en toda su crudeza, con ambas partes enfrentadas a cara de perro, o si los ánimos ya se empiezan a calmar en el seno de la organización, que es lo que pretende lograr a toda costa el presidente de la gestora, Javier Fernández, para empezar a “coser” las heridas aún abiertas.

Más historias deActualidad

A %d blogueros les gusta esto: