Ir a…

Noticiero Universal

Mil Noticias en Tiempo Real

Sábado, 3 de diciembre de 2016

Lo que ciertos cargos públicos podrían aprender de las declaraciones más feministas de Barack Obama



Este verano, en el día en que Barack Obama cumplía 55 años, arropado por el amor de su mujer, Michelle, decidió celebrarlo publicando una columna en la edición americana de Glamour que fue mucho más que un simple artículo: fue una lección de política, de humanidad y, sobre todo, de feminismo. Un artículo importantísimo para apoyar la candidatura de Hillary Clinton, la primera mujer que se presenta a las elecciones presidenciales de EE UU. Un “momento histórico”, como dice Obama, “que es más que un ejemplo de lo lejos que han llegado a las mujeres en el largo camino de la igualdad”.


Meses después, las redes sociales españolas arden a cuenta de las declaraciones del alcalde de Alcorcón. Este cargo electo calificó de ‘hienas’ y ‘amargadas’ a las feministas y criticó duramente a quienes entendieron sus declaraciones como lo que son: machistas y ofensivas. Finalmente, pidió perdón aunque no contempla dimitir a pesar de que la oposición de su Ayuntamiento lo va a pedir. En España, el lenguaje machista no sabe de ideologías políticas. Muchos cargos públicos y de relevancia podrían aprender del discurso feminista e igualitario del futuro ex presidente Obama. Repasamos a continuación los momentos más señalados del artículo publicado este verano:


Así empieza la columna, recordando el progreso que se ha alcanzado en “los últimos 100 años, 50 años, y, sí, incluso en los últimos ocho años [el tiempo de su presidencia]”. “Ha hecho la vida significativamente mejor para mis hijas de lo que fue para mis abuelas”, dice. “Y digo esto no solo como Presidente, sino también como feminista”. Bravo. Parece obvio, pero no todos los presidentes del mundo dicen así de clara y abiertamente que son feministas.


Y, según Barack Obama, “así es un feminista”:


TENEMOS QUE CAMBIAR. TODOS.


“No deberíamos restar importancia a lo lejos que hemos llegado. Eso sería un perjuicio hacia todas aquellas que invirtieron sus vidas luchando po la justicia. Al mismo tiempo, aún tenemos mucho que trabajar para mejorar las perspectivas de las mujeres y las niñas aquí y alrededor del mundo. Y mientras yo continuaré trabajando en mejores políticas -desde sueldos igualitarios a proteger los derechos reproductivos-, hay algunos cambios que no tienen nada que ver con aprobar nuevas leyes. De hecho, el cambio más importante puede ser el más difícil de todos: y es cambiar nosotros mismos”.


LA DESIGUALDAD EMPIEZA ANTES DE NACER.


“Una de mis heroísnas es la congresista Shirley Chisholm, que fue la primera mujer afroamericana en presentarse como candidata presidencia en un gran partido. Una vez me dijo: ‘Los estereotipos emocionales, sexuales y psicológicos de las mujeres empiezan cuando el médico dice ‘Es una niña’. Sabemos que estos estereotipos afectan a cómo las niñas se ven a sí mismas desde muy jóvenes, haciéndolas sentir que si no tienen un determinado aspecto o actúan de una forma determinada, merece, serán menos merecedoras. De hecho, los estereotipos de género nos afectan a todos, sin tener en cuanta nuestro género, identidad de género u orientación sexual”.


EL FEMINISMO SE ENSEÑA.


“Necesitamos seguir cambiando la actitud que enseña a nuestras hijas a ser recatadas y a nuestros hijos a ser asertivos, que critica nuestras hijas por dar su opinión y a nuestros hijos por derramar una lágrima. Tenemos que seguir cambiando la actitud que castiga a las mujeres por su sexualidad y premia a los hombres por la suya”.


“Necesitamos seguir cambiando la actitud que permite la rutina de acoso sexual de mujeres, ya sea cuando van andando por la calle o se atreven a meterse en internet. Necesitamos seguir cambiando la actitud que enseña a los hombres a sentirse amenazado por la presencia y el éxito de las mujeres”.


“Necesitamos seguir cambiando la actitud que felicita a los hombres por cambiar un pañal, estigmatiza a los padres a tiempo completo y penaliza a las mujeres trabajadoras”.


PADRES FEMINISTAS DANDO EJEMPLO


“Y sí, es importante que su padre [de Malia y Sasha] sea feminista, porque ahora es lo que ellas esperan de los hombres”.


EL FEMINISMO TAMBIÉN ES COSA DE HOMBRES


“Es también una responsabilidad de los hombres luchar contra el sexismo. Y como maridos, parejas, y novios tenemos que trabajar duro y ser deliberados en crear relaciones verdaderamente iguales”.



Más historias deChiiist!

A %d blogueros les gusta esto: