El Maresme sur pide ser declarado zona catastrófica tras los temporales

El rastro de devastación que ha dejado el temporal tropical que el pasado miércoles se abatió sobre las poblaciones del Maresme sur y que se repitió con menor intensidad al día siguiente, ha obligado a los municipios afectados a tramitar la declaración de zona catastrófica. En Vilassar de Mar cayeron 250 l/m2, 240 en Cabrils y otros tantos en Cabrera de Mar, provocando graves desperfectos en infraestructuras urbanas y en viviendas particulares.

“Una situación excepcional debe contar con medios técnicos y económicos excepcionales” reclamaba Damià del Clot, alcalde de Vilassar de Mar, que reconoció que hasta dentro de una semana no habrán podido cuantificar al detalle los daños. La alcaldesa de Cabrils, Lina Morales, detalló que la mayor parte de los destrozos se localizan en domicilios particulares “que no podrán recibir ayudas económicas si no se declara la zona catastrófica”. El gran número de afectaciones no causó daños personales “porqué los municipios ya habían limpiado los cauces de las rieras”.

De izq. a dcha. Jordi Mir, Damià del Clot y Lina Morales

De izq. a dcha. Jordi Mir, Damià del Clot y Lina Morales (Aj. VdM)

Jordi Mir, alcalde de Cabrera de Mar, se sumó a la reivindicación rememorando situaciones de peligro extremo que se habrían podido saldar con víctimas. En su municipio, un vehículo con una familia de cuatro miembros fue arrastrado por la avenida torrencial cien metros mar adentro, tres ocupantes pudieron salir pero el cuarto fue rescatado por unos surfistas. También en la riera dels Vinyals, una joven fue rescatada por un policía cuando era arrastrada por la corriente. Ante este tipo de situaciones, los tres ediles coincidieron en insistir “que se respeten las señalizaciones” como no hizo la víctima mortal en la Riera de Cabrils.

En Cabrera los daños fueron cuantiosos en caminos y rieras, ya que la violencia del agua descalzó los muros “hasta el punto de temer que caigan sobre viviendas”. En Vilassar, los técnicos elaboran un catálogo de daños para optar a las ayudas institucionales, la primera de las cuales, de cuatro millones fue anunciada ayer la presidenta de la Diputació de Barcelona, Mercè Conesa. En Cabrils, el embate de las torrenteras hizo caer muros que se desprendieron sobre viviendas habitadas y calzadas destrozadas en una veintena de pequeños torrentes que transcurren por el término municipal. Damià del Clot, por su parte, detalló que la petición se dirigirá no sólo a la Diputació, sino también a la Generalitat a través del Consell Comarcal del Maresme y al Ministerio de Fomento.

Otro problema añadido durante las tormentas es la vía férrea de la línea 1 de Rodalies. La débil protección de la escollera rocosa es insuficiente ante el embate de las olas que impactan directamente sobre los convoyes, por lo que el servicio se interrumpe o queda restringido a vía única.

B13.VILASSAR DE MAR (BARCELONA), 13/10/2016.- Un vecino toma imágenes de la playa de Vilassar de Mar (Barcelona), afectada por la tormenta que cayó ayer, y que costó la vida a un vecino de Mataró, arrastrado en su coche por la lluvia, la tormenta batió récords históricos de lluvia en la comarca barcelonesa del Maresme. EFE/Alejandro García

B13.VILASSAR DE MAR (BARCELONA), 13/10/2016.- Un vecino toma imágenes de la playa de Vilassar de Mar (Barcelona), afectada por la tormenta que cayó ayer, y que costó la vida a un vecino de Mataró, arrastrado en su coche por la lluvia, la tormenta batió récords históricos de lluvia en la comarca barcelonesa del Maresme. EFE/Alejandro García (Alejandro García / EFE)

Un efecto secundario de las fuertes lluvias se ha localizado en Premià de Mar, donde quedó al descubierto una bomba de la Guerra Civil en una zona de obras del puerto. El artefacto lo han encontrado unos trabajadores mientras construían unas pistas de pádel y fue manipulado de forma temeraria por un trabajador que desconocía de qué se trataba. Es un mortero de aviación de unos 30 centímetros de largo y siete kilos de peso que fue retirado por el servicio Tedax de los Mossos d’Esquadra.