Ir a…

Noticiero Universal

Mil Noticias en Tiempo Real

Viernes, 9 de diciembre de 2016

El problema de las bandas latinas se enquista en Madrid


Llueve sobre mojado. El último asesinato por arma de fuego en Alcobendas ha destapado un problema tristemente enquistado. La Policía Local del citado municipio madrileño ha reconocido haber realizado un total de 249 identificaciones desde junio en el parque de Cataluña, lugar en el que un joven miembro de los Dominican Don’t Play (DDP) mató a otro de la misma banda latina de un disparo a bocajarro.

Según los datos ofrecidos por el Ayuntamiento, además, de estos registros la Policía Local había mantenido 439 contactos con los vecinos a lo largo de este periodo y había levantado 4 actas de drogas, en el marco de una intensificación de la vigilancia en la zona.

Un laborioso trabajo de campo que, sin embargo, aún no está completado como demuestra el hecho de que en las identificaciones realizadas no consta el joven fallecido este fin de semana.

Los motivos de esta intensificación se deben a “un incremento de presencia de jóvenes y menores que actuaban de forma poco correcta con el mobiliario urbano, perjudicaban la convivencia de la zona, consumían y menudeaban con drogas”.

Este parque, junto al de la Comunidad de Madrid y al de la calle Largo Caballero, son los espacios públicos más vigilados de Alcobendas. En concreto, en el parque de Cataluña la presencia policial es diaria, tanto en la zona del colegio como en el propio recinto, según han explicado las mismas fuentes.

Además, como consecuencia de los informes policiales, el Ayuntamiento había priorizado el cierre del parque -es el primero que cierra el servicio de vigilancia municipal-, había retirado los bancos y realizado mejoras en la iluminación.

La Policía Local estaba priorizando su presencia ante los avisos de vecinos de la zona, la mayoría por música elevada o consumo de alcohol. En total se han registrado 23 requerimientos de los vecinos a Policía Local en esta zona (12 de ellos relacionados con molestias provocadas por losjóvenes) y 4 de ellos generaron intervención policial.

Para el concejal de Seguridad de Alcobendas, Luis Miguel Torres, “lamentablemente, pese a las medidas adoptadas y al incremento de presencia policial, tanto de la Nacional como de la Local, no se ha podido evitar un incidente aislado como el de ayer”. “Seguiremos adoptando medidas de prevención y actuando en la zona de forma intensa para garantizar la máxima tranquilidad de nuestros vecinos”, ha prometido.

Un fenómeno que va a menos

Los problemas también se han repetido en el centro de la capital. El pasado mes de marzo una pelea multitudinaria entre bandas latinas en los aledaños de la Puerta del Sol acabó con la muerte por una puñalada de un joven de unos 20 años, cuya identidad se desconocía ya que iba indocumentado. Otro chico, de unos 18 años, fue hospitalizado por heridas graves en el abdomen.

La sensación entre los vecinos es que los delitos de este tipo de bandas están en auge. Aunque la Policía Nacional matiza el dato al explicar que se trata de “un repunte cualitativo pero no cuantitativo, pues este año se están produciendo la misma cantidad de delitos que en años anteriores y menos que hace una década”.

Efectivamente el fenómeno de las bandas latinas alcanzó su mayor pico en Madrid entre 2005 y 2006 cuando, según datos policiales, más de 700 miembros activos estaban instalados en Madrid. En la actualidad la cifra se habría reducida a más de la mitad (cerca de 300) aunque parece que en las últimas fechas las peleas entre grupos están viviendo una nueva escalada de violencia.

Divididos por zonas

Según las bases de datos policiales, cada banda tiene su zona bien marcada. De esta manera el distrito de Tetuán es territorio trinitario, al igual que Villaverde Alto . Mientras que en Villaverde Bajo dominan los DDP. En Vallecas hay trinitarios, ñetas y los pocos latin kings que quedan. En Latina y Carabanchel hay trinitarios y DDP.

Más historias deSucesos

A %d blogueros les gusta esto: