Chris Wallace, el moderador del debate que busca enterrar las polémicas de Fox News

Wallace, responsable del programa de tertulia dominical, proyecta una imagen de seriedad y es uno de los estandartes de la cadena. Es más proclive a la información y a las preguntas punzantes que al análisis y a la opinión personal como hacen algunas de las estrellas de Fox. Wallace, de 69 años, es hijo de Mike Wallace, que fue un célebre periodista de la cadena CBS. El moderador, que tenía una relación distante con su padre, ha tratado en su carrera de escapar de la sombra familiar.

El debate llega en un momento en que las noticias negativas han acechado a Fox News, propiedad del magnate australiano Rupert Murdoch. En julio, Roger Ailes, el fundador de la cadena, dimitió tras aflorar varias denuncias por acoso sexual. Entre las presuntas víctimas, se encontraría Megyn Kelly, la periodista que plantó cara a Trump en el primer debate de las primarias republicanas y que moderó junto a Wallace.

Las disputas con Kelly llevaron a Trump a declinar participar, esgrimiendo un trato injusto, en un debate organizado por Fox News en febrero, en la antesala del caucus de Iowa, que inauguró el proceso de designación de los candidatos presidenciales.

Trump ha hecho los paces con Fox: aparece con frecuencia en algunos de sus programas, escenificó una reconciliación pública con Kelly y, tras su salida, contrató a Ailes como asesor de su campaña.

Pero la polarizadora campaña del republicano ha abierto una brecha en la cadena conservadora, que afronta la competencia de nuevos medios situados ideológicamente a su derecha. Sean Hannity, presentador estrella de Fox y asesor de Trump, acusó públicamente hace dos semanas a Kelly, su compañera de cadena, de simpatizar con Clinton.

Fox confía que, de la mano de Wallace, los protagonistas del debate de esta noche sean Clinton y Trump, no el moderador ni la cadena.