¿Eres el propietario real de tu coche?

11

Qué conlleva tener reserva de dominio

Que nuestro contrato tenga una cláusula de reserva de dominio hará que la financiera no ceda completamente la propiedad del vehículo. En otras palabras, el coche no será nuestro hasta que hayamos terminado de pagar completamente el préstamo, sino que la financiera será la propietaria del coche y esta nos da un permiso de posesión y uso. Igualmente a efectos prácticos nosotros somos los propietarios, ya que los impuestos, el seguro y demás costes asociados corren a nuestro cargo.

Aunque para el uso y disfrute de nuestro coche esta cláusula no afectará, sí que tiene algunos inconvenientes según la situación. Una de ellas es si decidimos vender el automóvil antes de haber terminado de reembolsar el crédito. En estos casos no podremos vender el coche hasta cancelar la deuda, ya que solo podremos transferir la titularidad si somos los propietarios. En estos casos deberemos obtener el capital necesario para reembolsar lo que queda del préstamo coche y cancelarlo, tramitar el paso de propiedad del vehículo y, finalmente, realizar la compraventa del automóvil.

Cómo saber si tengo reserva de dominio y cómo la elimino

Para saber si nuestro coche tiene reserva de dominio podremos comprobarlo en el contrato del préstamo que tenemos o a través del Registro de Bienes Muebles de nuestra localidad, donde podremos solicitar el contrato de adquisición del coche en cuestión.

Para eliminar la reserva de dominio lo primero que debemos hacer es solicitar una carta de pago a la financiera para certificar que el préstamo está totalmente pagado y cancelado, según nos explica HelpMyCash.com. Con esta carta acudiremos al registro y rellenaremos la solicitud de cancelación de la reserva de dominio. Esta solicitud tiene un coste que variará según distintos factores. Con estos documentos se comenzará la tramitación del cambio de propiedad, que tardará entre 10 y 15 días hábiles, y podremos por fin ser los propietarios de nuestro coche.

Si tenemos reserva de dominio en nuestro contrato, no podrá eliminarse si no reembolsamos completamente el crédito y realizamos el cambio de propietario. Es por ello que lo mejor para evitarla es leer detenidamente el contrato del crédito que contratemos y negociar con la entidad para que no la incluya, aunque según nuestro perfil no siempre será posible eliminarla, ya que esta cláusula está ideada para que las financieras tengan una garantía adicional en caso de impago de las cuotas del crédito.