España, entre los países europeos que ofrecen la financiación más cara

¿Cómo son los créditos al consumo en la eurozona?

Estos datos del Banco Central Europeo de julio indican que donde es más caro financiarse es en Estonia, donde los tipos de interés bancarios de los créditos al consumo llegan hasta el 16,95 % de media. El segundo país más caro para contratar préstamos personales es Letonia (16,37 %), seguido por Lituania (14,15 %), Grecia (10,76 %), Eslovaquia (9,43 %) y, en sexto lugar, España (8,40 %). Por debajo de nuestro país se encuentran Portugal (7,41 %), Italia (6,83 %) y Eslovenia (5,80 %).

En cambio, los países que se sitúan por debajo de la media europea son Francia (3,58 %), convirtiéndose en el país europeo más barato para conseguir créditos al consumo, Finlandia (3,65 %), Bélgica (4,06 %), Austria (4,12 %) y Alemania (4,57 %).

Cuánto nos costaría financiar la misma cantidad en España, Estonia y Francia

De acuerdo con el informe del Banco Central Europeo, Francia es el país donde es más barato financiarse, Estonia el más caro y España se encuentra en medio. Aunque por posición es el sexto país donde es más caro financiarse, la diferencia entre los porcentajes es menor entre el país galo y el nuestro.

Esta diferencia de medias supone un gran cambio en los intereses que pagaremos por financiarnos. Así, un préstamo de 10.000 euros a reembolsar en tres años generaría unos 560 euros en intereses en Francia, donde los préstamos son al 3,58 %; unos 1.350 euros en España, donde el coste de los créditos es del 8,40 %; y más de 2.260 euros en Estonia, cuyo interés medio es del 16,95 %.

¿Se abaratarán los préstamos personales en nuestro país?

Debemos tener en cuenta que estas estadísticas, las últimas publicadas, son de julio de este año. La época estival ha sido históricamente un periodo donde los intereses de los préstamos en España suben por lo que podría ser posible que los intereses de los créditos al consumo bajen en los próximos meses. Igualmente, esta posible bajada sería de apenas unas décimas, ya que de momento no se esperan nuevas medidas para incentivar la contratación de financiación ni del Banco de España ni del Banco Central Europeo. Igualmente, puede que las nuevas ofertas de préstamos para financiar los estudios, normalmente con intereses mucho más bajos que la media genérica y más abundantes actualmente por la vuelta al cole, ayuden a rebajar la media un poco más. Aunque, como ya hemos comentado, dicha bajada – en el caso de que se produzca – no repercutiría exageradamente en los costes de los nuevos créditos que contratemos.

Loading...