Inicio Actualidad Económica Fedea propone un sistema de pensiones compatible con el empleo y sin...

Fedea propone un sistema de pensiones compatible con el empleo y sin indemnización por despido

La Fundación de Estudios de Economía Aplicada (Fedea) ha presentado hoy un trabajo en el que proponen la creación de una única modalidad de jubilación que sustituya al actual. Según han expuesto, el sistema de pensiones actual no es sostenible debido a la fuerte incompatibilidad entre la percepción de una jubilación y un salario.

Por ello, desde Fedea sugieren la creación de un modelo único de jubilación, desde la primera edad de jubilación anticipada posible, que permita al trabajador compatibilizar su pensión con un contrato laboral u otra renta. Esto siempre y cuando el trabajador desease continuar con su vida laboral y su estado físico así se lo permitiese.

Este nuevo contrato laboral permitiría alargar la vida activa de los contribuyentesmás allá de la edad legal de jubilación, trabajando a tiempo completo o parcial, en la misma o distinta empresa, por cuenta ajena o propia, sin topes máximos de retribución. La aplicación de esta resolución a personas que ya tiene asegurada su pensión pública crea la necesidad de un régimen extintivo especial, sin costes indemnizatorios para la empresa contratante.

Además, según ha explicado Fedea, el sistema actual de jubilación español, planteado por el anterior ministro de Seguridad Social, es ineficiente debido a dos factores fundamentales. Por un lado, la falta de transición gradual entre el trabajo remunerado y la vida de pensionista.

Por otro lado, los modelos actuales de jubilación que sí suponen una excepción (activa, parcial, flexible y compatible con trabajo autónomo), tienen desincentivos a la hora de recibir, además, una retribución complementaria a la pensión.

La entidad cree que este modelo de jubilación sería más fácil de aplicar en un sistema de cuentas nacionales, que en un sistema como el actual, de prestación definida. Esto se debe a que el modelo español está pensado para una longevidad distinta a la que existe ahora mismo en España, que se ha disparado en los últimos años.

Según la fundación, el sistema actual de pensiones tiende a apartar a los trabajadores de avanzada edad del mundo laboral por la falsa creencia de que estos quitarán puestos de trabajo a los más jóvenes y recién incorporados en el mundo laboral. «El sistema de jubilación actual, donde el trabajador pasa de trabajar 40 horas a la semana a trabajar cero horas, carece de lógica», ha denunciado Sergi Jiménez-Martin (UPF y Fedea).

Desde Fedea denuncian que la salida de los jubilados del mercado laboral no debería ser homogénea para todos, sino que debería tener en cuenta el deseo de los propios trabajadores, así como su estado físico. Por ello, abogan por un proceso más flexible que pueda permitir una reducción gradual de la jornada laboral.

Gracias a estas medidas, España podría acercarse las tasas de actividad de la población mayor de 55 años a de países como Suecia y Dinamarca, ganando 1,6 millones de activos hasta 2050, lo que podría traducirse a su vez en una ganancia del PIB en torno al 5% o superior.