La Fiscalía pide prisión para el enlace de la trama de Ignacio González en Iberoamérica

Los investigadores rastrean el desvío de 25 millones de euros que acabaron en una cuenta suiza

La Fiscalía Anticorrupción ha pedido prisión sin condiciones para Edmundo Rodríguez Sobrino, el hombre de confianza de la trama de Ignacio González en Iberoamérica y consejero del periódico de «La Razón». El Ministerio Público ha solicitado esta medida cautelar tras interrogar durante casi tres horas a Rodríguez Sobrino, quien fue arrestado el pasado miércoles por la Guardia Civil al estallar la operación. El juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco decidirá si le encarcela al final de los interrogatorios previstos para hoy.

Rodríguez Sobrino fue nombrado responsable de la matriz del Canal de Isabel II en Iberoamérica, la compañía Innasa, cuya compra sobrevalorada está en el foco de los investigadores. El Canal adquirió está firma por 81 millones de euros en 2001, diez veces más de lo que había costado diez años antes a otros compradores. Este viernes también ha declarado ante el juez la secretaria de Rodríguez Sobrino, Clarissa Guerra, quien ha quedado libre con la obligación de comparecer una vez al mes en el juzgado.

La investigación –bautizada operación Lezo en honor a Blas de Lezo, que salvó de los ingleses a Cartagena de Indias, la ciudad colombiana en la que González fue visto con bolsas blancas de contenido desconocido- ha acumulado indicios de que los imputados se enriquecieron a costa de sobrevalorar las empresas que el Canal compró en Suramérica (donde opera como una sociedad totalmente privada) y cobraron comisiones ilegales en las operaciones. Los investigadores también sospechan que algunos cobros financiaron de forma irregular al PP de Madrid, y rastrean el desvío de 25 millones de euros que acabaron en una cuenta suiza.