Inicio Actualidad Económica La OCDE mejora al 1,5% su previsión de crecimiento para España, lejos...

La OCDE mejora al 1,5% su previsión de crecimiento para España, lejos del 2% que espera el Gobierno

La OCDE ha revisado ligeramente al alza su previsión de crecimiento de España para este año al 1,5% y mantiene la del 2% para 2025, que en ambos casos estarán muy por encima de las cifras del conjunto de la zona euro.

En su informe interino de Perspectivas publicado este lunes, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) sube en una décima la cifra que había dado para España en 2024 y se alinea con la que presentó la semana pasada el Fondo Monetario Internacional (FMI), que además auguró un 2,1% en 2025. No obstante, su previsión se sitúa muy lejos de la realizada por el Gobierno, que espera un crecimiento del 2% para este ejercicio.

Más allá de coincidir en la tendencia general a la ralentización de la economía mundial este año, lo más sobresaliente en el caso de España es la persistencia de una disonancia con la evolución del resto de los grandes países europeos, que están mucho más estancados. Los autores de este nuevo estudio han corregido a la baja sus proyecciones para la zona euro en su conjunto en 2024, con un incremento del producto interior bruto (PIB) que estará limitado al 0,6% (tres décimas menos de lo que avanzaban hace algo más de dos meses), y que se parecerá mucho al magro 0,5% de 2023.

Los tres grandes de la moneda única se quedarán en un 0,3% para Alemania, un 0,6% para Francia y un 0,7% para Italia, y la eurozona progresará muy tímidamente en 2025 hasta un 1,3%, que otra vez es inferior (en dos décimas) al estimado por la OCDE en noviembre.

El empuje de España, notable en el contexto de un Viejo Continente que sigue muy lastrado por el choque de la energía que ya empezó antes de la invasión rusa de Ucrania en febrero de 2022, es no obstante inferior al de Estados Unidos, que debería crecer un 2,1% este año y un 1,7% en 2025.

Inflación

En cuanto a la inflación, la OCDE ha rebajado en cuatro décimas la subida esperada de los precios en España en 2024, hasta el 3,3%, aunque ha elevado hasta el 2,5% desde el 2,3% la proyección de 2025. Además, la tasa de inflación subyacente de España debería relajarse en 2024 al 2,7% desde el 4,1% de 2023, cuatro décimas menos de lo esperado previamente, mientras que en 2025 se situaría en el 2,1%, una décima por debajo de la proyección anterior.

En el caso de la zona euro, la tasa de inflación general se situaría este año en el 2,6%, frente al 2,9% anticipado previamente, y se relajaría en 2025 al 2,2%, una décima menos de la previsión anterior. La tasa subyacente de la eurozona bajaría en 2024 al 2,6%, medio punto porcentual menos, y en 2025 al 2,2%, una décima menos de la previsión precedente.