La producción industrial de China toma ritmo en la primera mitad de año

El índice de precios al productor dejó de mostrar cifras deflacionarias el pasado septiembre tras 54 meses consecutivos de caídas. El crecimiento de la producción industrial lo han liderado los sectores de la alta tecnología y la manufactura de equipos, que crecieron con respecto al primer semestre del año pasado un 13,1 y un 11,5 por ciento, respectivamente.

La producción manufacturera se elevó un 7,4 por ciento, mientras que el aumento fue del 8,1 por ciento para los suministradores de energía, calefacción, combustibles gaseosos y agua. El sector minero, por el contrario, perdió un uno por ciento. En el índice por productos, el alza fue del 1,1 por ciento en el caso de la producción de acero, del 6,3 por ciento para los automóviles, del 6,3 para la electricidad y del tres en el caso del crudo refinado.

El análisis de la estructura de la propiedad denota que la producción industrial de las empresas de propiedad estatal creció un 6,2 por ciento entre enero y junio, mientras que el de las empresas participadas lo hizo en un 7,1 por ciento. Por otra parte, la producción industrial de empresas de capital extranjero aumentó un 6,7 por ciento. El BNE publicó las cifras de producción industrial junto a una serie de importantes indicadores económicos.

El crecimiento económico del país superó los pronósticos y el PIB se situó en el primer semestre un 6,9 por ciento por encima del de hace un año. Esta tasa es la misma que la del segundo trimestre.Estos resultados superan con creces el objetivo fijado para el conjunto del año, el 6,5 por ciento, y el 6,7 por ciento registrado en 2016.

Loading...