Inicio Actualidad Económica La reunión del BCE y la inflación en EE.UU. centran la atención...

La reunión del BCE y la inflación en EE.UU. centran la atención de los mercados

El dólar permanece en el centro de atención en la sesión de hoy después de que los rendimientos de los Estados Unidos a 10 años se moderaron por debajo de 1,5% al ​​cierre de la sesión de ayer. El aplanamiento de la curva de los bonos del Tesoro ha hecho que algunos participantes del mercado replanteen sus expectativas sobre el tapering, ya que la reducción en los rendimientos de largo plazo se produce en un momento en el que se esperan altas cifras de inflación. Se espera que los datos de IPC de mayo, publicados hoy a las 14:30 ECT, aumenten del 4,2% al 4,7%, con una lectura de la inflación subyacente por encima del 3%. La forma en que los mercados de renta fija lean los datos de hoy será clave para el posicionamiento general de los inversores antes de la reunión de la Fed de la próxima semana y probablemente determinará cómo se negocia el dólar durante el resto de la semana. Por el momento, parece que los mercados están llegando a la idea de que el repunte inflacionario será transitorio. Las solicitudes de ayudas al desempleo se publican junto con los datos de inflación, y se espera que muestren un progreso continuo en la recuperación del mercado laboral a principios de junio. Mientras tanto, el presidente Biden se toma un descanso de las conversaciones bipartidistas de estímulo para viajar a Cornwall, Inglaterra, para la reunión del G7, donde presionará a Boris Johnson sobre la disputa diplomática con la UE y discutirá la reapertura de los viajes entre ambos continentes.

La libra se desplomó en la sesión de ayer frente a sus rivales del G10, con los movimientos de la divisa motivados fundamentalmente por las crecientes tensiones con el bloque europeo. La Unión Europea advirtió que podría imponer sanciones arancelarias al Reino Unido a raíz de la disputa en Irlanda del Norte, un tema que sigue incumpliendo las disposiciones del acuerdo de Brexit. Al mismo tiempo, la libra fue golpeada por los comentarios del primer ministro Boris Johnson, quien emitió una advertencia sobre el aumento de las infecciones por coronavirus después de que el recuento diario de casos aumentara en más de 7.000. El gobierno del Reino Unido debe decidir si flexibiliza aún más las reglas de bloqueo el 21 de junio, pero no está claro si esto se puede lograr dados los riesgos de la variante Delta. El calendario económico de hoy contiene pocos datos de primer nivel, y el balance de precios de la vivienda de RICS, que se imprimió en un 83%, pasó bastante inadvertido para la libra esta mañana.

Tras una semana de sólidas ganancias frente a sus principales rivales, el peso mexicano retrocedió ayer cerca de 0.7% frente al dólar después de conocerse noticias sobre la salida de Arturo Herrera como Ministro de Finanzas. El renombrado economista ahora será nominado como jefe del Banco Central tras el fin del mandato de Alejandro Díaz de León en diciembre, quien no fue renovado por el Presidente López Obrador en su puesto. La noticia deja un mal sabor a los mercados, al levantar nuevas dudas sobre la fortaleza institucional del país azteca. La salida de Herrera del frente financiero y su reemplazo por Rogelio Ramírez de la O, un antiguo asesor de campaña de AMLO, levanta sospechas sobre la influencia directa del presidente sobre un ministerio tradicionalmente independiente. Asimismo, la nominación de Herrero como gobernador del Banco deja incertidumbre sobre si el próximo mandato de la institución estará más orientado al crecimiento que a la inflación, debilitando la credibilidad de un organismo clave para los mercados financieros domésticos. La noticia ha puesto a prueba la reciente racha alcista del peso, a pesar de que los datos de inflación publicados ayer se desaceleraron ligeramente, indicando que Banxico aún tiene margen para dictar las pautas del ciclo de normalización monetaria.