Inicio Actualidad Económica Paciencia, riesgo a medida y visión a largo plazo, la receta para...

Paciencia, riesgo a medida y visión a largo plazo, la receta para el pequeño inversor en fase de caída de los mercados

Por ello, lo primero que hay que hacer es mantener la calma: “Aunque no es posible saber la duración de esta tendencia bajista ni el impacto total que tendrá en nuestras inversiones, lo recomendable sería mantenerlas, armarse de paciencia y esperar a que pase el temporal”, sostiene Miguel Camiña, cofundador de la compañía.

El segundo recordatorio de Micappital está relacionado con el riesgo, y es que en el momento en que un pequeño ahorrador da el paso de convertirse en inversor está asumiendo la posibilidad de pasar por situaciones de caída: “Es precisamente ese riesgo el que nos permite obtener la máxima rentabilidad de nuestro patrimonio. Por ello, lo recomendable incluso sería aprovechar que los mercados están más baratos para aumentar en la medida de lo posible la inversión en nuestros fondos, pues en el momento de mayor inseguridad es cuando se generan las mejores rentabilidades”, asegura Camiña.

El tercer aspecto a recordar por parte del pequeño inversor para mantener una actitud adecuada durante estos periodos de incertidumbre es que la verdadera rentabilidad no se obtiene de inmediato, sino en el largo plazo: “La visión a largo plazo es imprescindible si queremos llegar a ser buenos inversores. Los mercados son imprevisibles a corto plazo, y es esa imprevisibilidad la que nos permite mejorar la calidad de nuestras inversiones”, afirma el cofundador de Micappital.

El tiempo mínimo necesario para obtener una rentabilidad adecuada dependerá siempre de los objetivos de inversión y del nivel de riesgo que pueda asumir cada inversor. No obstante, desde Micappital consideran que un horizonte de inversión razonable podría situarse entre los tres y los cuatro años, y el plazo recomendable para mantener el patrimonio invertido para obtener una rentabilidad más atractiva se situaría entre los ocho y los diez años.

Finalmente, la fintech subraya la importancia de dejarse asesorar por profesionales de los mercado financieros: “Sentir que tenemos cerca a un experto que nos va a recomendar qué hacer en cada momento nos ayudará a mantener la cabeza fría, a pensar a largo plazo, aguantar las caídas y mejorar la calidad de nuestra inversión”, puntualiza Camiña.