Pagar con una sonrisa o las últimas tendencias de pago sin tarjetas

Qué opciones de pago existen actualmente

En España el uso del efectivo sigue siendo predominante, aunque las nuevas formas de pago se abren paso de manera cada vez más frecuente. De hecho, de acuerdo con el estudio realizado por Funcas El nivel de madurez digital, el 94 % de los bancos facilita el pago a través del móvil, el 88 % pone a disposición de sus clientes tecnologías NFC (como las tarjetas contactless) y el 81 % ofrece aplicaciones de cartera digital o wallets.

Además de los servicios que hoy ya son comunes, el 44 % de los bancos ofrecen stickers contactless (pegatinas con tecnología NFC para colocar en la carcasa de nuestro móvil), el 38 % dispone de identificación biométrica y el 19 % ofrece wearables.

¿Cómo pagaremos nuestras compras en un futuro no tan lejano?

Aunque todavía no están en el mercado español, entre las nuevas formas de pago que no implican efectivo ni llevar la tarjeta físicamente se encuentran las nuevas gafas de sol contactless de Visa con las que podremos asociar tus tarjetas y pagar al igual que si se tratase de una tarjeta sin contacto. Otras compañías también están poniendo en marcha dispositivos como anillos o pulseras con la misma tecnología para poder pagar simplemente acercando los complementos al datáfono.

Otra novedosa forma de pago que actualmente se está probando en una cadena de comida rápida en China es el pago con sonrisa, la tecnología Smile to Pay de AliPay (filial de Alibaba). Utiliza una cámara 3D y diferentes procesos de verificación para que podamos pagar a través del reconocimiento facial. Aunque el reconocimiento biométrico, como los latidos del corazón, las huellas dactilares o la identificación facial, se había utilizado como método de autentificación para pagos con tarjetas, nunca se había utilizado como forma de pago en sí.

Finalmente, otra de las novedades que no tardará en llegar al mercado español es el pago con microchips cutáneos. Actualmente una empresa estadounidense la está implantando a sus trabajadores que así lo deseen. Este chip permitirá a los trabajadores sacar fotocopias o el acceso a determinadas áreas de la oficina, aunque también servirá para realizar sus compras en las máquinas expendedoras de la empresa. Al utilizar la misma tecnología contactless de la que se sirven todas las novedades antes mencionadas, todo apunta a que pronto veremos este chip como la nueva forma de pagar.

Loading...