Inicio Actualidad Económica Sentimiento mixto mantiene al dólar balanceado

Sentimiento mixto mantiene al dólar balanceado

El euro avanzó ligeramente frente al dólar en la sesión de ayer, aunque la mayoría de los movimientos se atribuyeron a la debilidad más amplia del billete verde. A pesar del movimiento alcista, la moneda única continúa cotizando en rangos estrechos después de que el BCE reforzara el mandato acomodaticio de la política monetaria y pusiera frenos a cualquier especulativa agresiva de los mercados. El banco reconoce que su nueva guía para impulsar las expectativas de inflación podría tardar bastante en surtir efecto, ya que el sentimiento económico en la Eurozona sigue siendo precavido. El aumento de los contagios y las potenciales medidas restrictivas sobre la movilidad y algunos servicios se añaden al panorama de cautela. Los datos IFO de confianza alemana revelaron ayer un sentimiento más débil del esperado, al tiempo que se revisaron a la baja los resultados de la encuesta anterior. El calendario económico de hoy es ligero para la región, con un discurso de Hernández de Cos del BCE como principal evento de la agenda doméstica. Fuera de esto, el sentimiento global de riesgos continuará tomando el pulso a las divisas y en especial al par más operado del mercado.

El índice DXY del dólar se mantiene estable en medio de un entorno mixto de riesgos y en espera de la próxima reunión de la Fed el próximo miércoles. Los inversores esperan nuevos comentarios sobre la agenda del tapering en los meses venideros, aunque es posible que Powell reserve indicaciones más precisas para el evento de Jackson Hole en agosto. Por lo pronto, los inversores pondrán atención al balance de riesgos de la Fed frente a la variante delta del virus y sus potenciales implicaciones para la economía. Por su parte, el ámbito geopolítico vuelve a ocupar un puesto destacado, después de que una reunión de alto nivel entre funcionarios estadounidenses y chinos concluyera el lunes en “punto muerto”. Ambas partes expresaron su preocupación sobre la postura de su oponente, dejando poco margen para el compromiso. Mientras tanto, el plan de infraestructura de los demócratas sigue encontrando obstáculos en el Congreso, con nuevas conversaciones agendadas esta semana. En el frente de datos, los mercados recurrirán hoy a los pedidos de bienes duraderos y la confianza del consumidor.

La libra continuó avanzando ayer frente al billete verde, ya que la moderación del número de contagios diarios ayudó a calmar los temores de otro brote explosivo. El ritmo de nuevos casos registrados cayó por sexto día consecutivo, la primera vez desde febrero con una racha similar, en esta ocasión sin restricciones. Sin embargo, los funcionarios de salud no quieren confiarse demasiado en esta aparente mejoría, sin consenso sobre qué está impulsando la caída de los contagios y si la última ola ha alcanzado su punto máximo. También en la sesión de negociación de ayer, el miembro del Banco de Inglaterra, Gertjan Vlieghe, mostró un tono notablemente más moderado en cuanto a las perspectivas de normalización, aunque sus comentarios hicieron poco eco en el mercado dada su próxima salida. Esta mañana, la libra está nuevamente bajo presión, en línea con una desfavorable evolución de los mercados asiáticos.

El peso mexicano retrocedió moderadamente en el día de ayer frente a sus principales rivales, en medio de un sostenido entorno de preocupaciones por el virus a las que ahora se añaden las tensas relaciones bilaterales entre EE.UU. y China. Si bien el contexto reciente ha sido poco favorable para la cesta de monedas emergentes, el peso mexicano se encamina a ser una de las divisas más resistentes frente al avance del dólar dentro del grupo en el mes de julio. La moneda azteca ha estado soportada por un panorama macroeconómico en progreso, al tiempo que las perspectivas de normalización monetaria se consolidan en el país. Sin embargo, la tensión de los inversores se hace notar en el mercado de opciones y futuros de la divisa, donde se ha ampliado el volumen de posiciones netas cortas contra el peso. En el calendario de hoy se dan a conocer el índice de la actividad económica de mayo y el balance comercial de junio, que deberán reflejar el avance de la economía azteca a medida que progresa la situación sanitaria.

Publicidad