Inicio Actualidad Alberto González, ex dirigente del partido de Abascal, sobre el caso «culo...

Alberto González, ex dirigente del partido de Abascal, sobre el caso «culo de Pinazo»: «Nada más lejos del ideario de Vox que la Gestora pro LGTBI de Vox Málaga»

Alberto González y Santiago Abascal.

El ex coordinador de Vox en Mijas, Alberto González, no suele ser una persona que se muerda la lengua, y una vez más lo ha dejado patente. En la entrevista concedida a AD ha salido al paso de los insultos recibidos por parte de Álvaro Pinazo, el depravado cercano a Vox Málaga que se grabó con el culo al aire y colgó el video en un grupo católico de Consagración a la Virgen. Como tantos centenares de afiliados y simpatizantes, González no entiende el silencio de la Gestora ante este último escándalo, ni mucho menos que Antonio Pulido fuese expulsado del partido por atreverse a denunciar al mismo militante tras acosar a una joven del partido, a la que envió un viedo masturbatorio, con final feliz, y a la vez que ofreció dinero por colmar sus depravados instintos.

El ex coordinador del partido verde en Mijas cree que Vox Málaga está en manos de “una gestora progresista pro LGTBI y feminista”.

Hay que recordar que el protagonista de esta entrevista fue cesado como coordinador en Mijas, unos dicen que por sus críticas al lobby gay, mientras que otros sostienen que por sus pretensiones obstaculizadoras a que Vox pretenda la llave del tercer  municipio más rico de la provincia para acceder al área de Urbanismo.

Nuestro personaje descuella con mucho entre la colección de tibios que tienden a defender intereses particulares antes de nutrir a partidos como VOX de contenido ideológico del bueno. Por eso tantos militantes le consideran una referencia moral que les sirve de fuente de inspiración para enfrentarse a quienes dentro del partido corrompen el poder, falsean los ideales y manipulan las conciencias. Hemos conversado con él.

– Álvaro Pinazo ha proferido insultos contra usted en redes sociales y la Gestora de Vox Málaga sigue callada. ¿Podemos deducir que Vox Málaga está fuera de control?

No considero que este señor, cuando me llama “llorona” o me manda a mamarla, me esté insultando, porque yo personalmente, tengo mi sexualidad bastante clara y definida; por consiguiente, no me doy por insultado. Sí es cierto que me sorprende mucho que un chico de veintitantos años tenga el mal gusto de mostrar en redes sociales esos comportamientos que, cuando menos, diría que responden a una personalidad inquietante y extraña. Los comportamientos de este individuo ya le han costado el puesto a una persona integra como es don Antonio Pulido, cuando en su día denunció el video masturbatorio que el señor Pinazo había enviado a una chica del partido.

No sé como esta persona, que no tendría cabida ni en Podemos, puede seguir vinculada a Vox Málaga.

– Qué ideas se le pasan por la cabeza tras ser cesado como coordinador en Mijas por enfrentarse al lobby gay mientras este individuo sigue teniendo el apoyo de algunos dirigentes provinciales de Vox Málaga, a tenor de los mensajes en redes sociales? ¿Puede decirse que la Gestora de Vox Málaga ha tocado fondo?

Bueno, la sensación es bastante clara. En el caso que usted menciona yo denuncié la colocación de banderas y la utilización de menores en un evento LGTBI en el Ayuntamiento de Mijas. Si la Gestora de Málaga se puso de parte del colectivo LGTBI, pues no me voy a extrañar que ahora apoye a este señor dentro de sus filas.

– Dijo usted ayer que no podía sentirte identificado con un proyecto político en el que militase personas del perfil de Pinazo. ¿Puede decirse entonces que la Gestora de Vox Málaga ha tocado fondo?

En un proyecto tan bonito como era el de Vox en sus comienzos, con el que todos y cada uno de los españoles de bien nos hemos sentido identificados, lógicamente si mañana se decidiera que vamos a abrir las puertas a antiguos terroristas de ETA o del GRAPO, si mañana diéramos cabida en éste proyecto a violadores arrepentidos y a pederastas, ¿quién estaría cómodo en ese proyecto? Dije en su momento, y lo vuelvo a repetir, que Vox fue un proyecto maravilloso en sus inicios y que debía volver a sus orígenes; también que tenía que volver a defender el principio de “los españoles, primero”, que tenía que hacer hincapié constantemente y denunciar esos 17 gobiernos de Taifas, que teníamos que ser los más limpios y los más honrados, no solo parecerlo sino serlo, o que teníamos que seguir denunciando los chiringuitos ideológicos como el lobby LGTBI, o el de las feminazis, para no perder nuestra esencia. En el momento en el que estamos dando cabida dentro de nuestra organización a trepas, a gente de dudosa honorabilidad, se está perdiendo la esencia de lo que fue un maravilloso partido, que espero rectifique más pronto que tarde. Hay unas elecciones autonómicas a la vista y dentro de no mucho unas generales donde nos lo jugamos todo.

– Si finalmente ésta persona le denuncia, pedirán sus abogados un reconocimiento médico exhaustivo sobre sus facultades mentales?

Tengo claro que esto no llegará a juicio. Ya me gustaría a mí que este señor me denunciara tras hacer público un video asqueroso y obsceno en redes sociales, dirigido a un grupo de católicos. Este video, insisto, lo colgó él libre y conscientemente, y lo que yo y otras muchas personas hemos hecho ha sido reproducirlo. Ya me gustaría a mí que me denunciara, a lo mejor entonces conseguiríamos que las altas esferas del partido reparasen de una vez en los grandes problemas que tenemos en Málaga.

– ¿Por qué crees que la dirección de Vox Málaga tolera todo esto?

La Gestora de Vox Málaga está muy confundida. De hecho está más cerca de una gestora progresista pro LGTBI y feminista de lo que muchísima gente se piensa. No hay nada más lejos del ideario de Vox que Vox Málaga. Me consta que en Vox Málaga hay cientos de personas enamoradas del antiguo discurso de Vox, pero en Málaga piensan que ganarán votos actuando de la forma más progresista posible, cuando las bases y la inmensa mayoría no somos progresistas. Somos personas de derecha, que es justo lo contrario a ser progresista. Todos sabemos que ser progresista es todo lo contrario a progreso. No podemos renunciar a nuestra esencia, no podemos tener miedo a luchar contra los lobbies y, por supuesto, no nos podemos permitir tener gentuza dentro del partido. Ni trepas ni enfermos mentales. Gente de bien, eso es lo que ha habido siempre en Vox y lo que es la inmensa mayoría. Si Vox Málaga quiere llegar a algo serio tiene que hacer una limpieza interna.

– Cree que este cúmulo de escándalos tendrá consecuencias en las próximas elecciones tanto autonómicas como municipales?

Hay una máxima política, que es la siguiente: me rodeo de inútiles para yo brillar un poco. ¿Quién es el rey en el país de los ciegos? El tuerto. Básicamente ésa es la política de la Gestora de Málaga. No buscan la excelencia, no buscan personas de valores y de ideales, buscan a aquellos que les puedan hacer la menor sombra posible. Rodearte de los más inútiles es una aberración política, porque te convierte en un partido de inútiles. Desgraciadamente esa es la premisa de la Gestora de Vox Málaga. Necesito medianía para yo sobresalir en ese bosque de medianías.

– ¿Que tendría que decirle la Gestora de Vox Málaga?

Vox Málaga necesita unas elecciones libres, serias y fiscalizadas, para que la opción que salga de esas elecciones pueda reorganizar el partido en Málaga. Para eso es imprescindible recuperar y dar la posibilidad a todas las personas que esta gestora ha dado de baja, de forma totalmente arbitraria, para que en ese proceso electoral puedan estar representadas todas las voluntades.

Publicidad