Inicio Actualidad Carmena inicia las obras de 200.000€ para ahorrar 437 euros al año...

Carmena inicia las obras de 200.000€ para ahorrar 437 euros al año en un jardín

Las obras del jardín de la Plaza de la Villa han comenzado esta semana. Los trabajos se han iniciado a pesar de que, tal como publicó este diario, el proyecto consistía en gastar 200.000 euros para ahorrar únicamente 437 euros al año.

Este ahorro procede de la puesta en marcha del sistema de riego por goteo. Se trataría de recuperar la inversión en más de cuatro siglos y medio (457 años), según las cifras oficiales que se ofrecieron en su momento desde el Consistorio.

El documento original del Ayuntamiento sobre la citada inversión indicaba que se iba a realizar esta obra “antes del 31 de diciembre de 2016”. Sin embargo, la gestión de Ahora Madrid no ha sido capaz de cumplir ese plazo. Como justificación de la inversión se señalaba que iba a producir “una reducción de gastos de 457,47 euros al año” en concepto de “agua”.

“El IBI de 500 madrileños irá destinado a este “despilfarro”, criticaron desde la oposición

Fue una muestra más del ímpetu derrochador del ex edil de Economía Carlos Sánchez Mato, cuya gestión se caracterizó por gastar todo lo posible al margen del techo de gasto comprometido con el ministerio de Hacienda. La normativa establece que hay que hacer un progresivo cambio del sistema de riego para apostar al método por goteo, pero desde la oposición se criticó la intención del equipo de Gobierno de Manuela Carmena de adaptar todos los jardines en un solo ejercicio económico.

José Luis Moreno en la Plaza de la Villa denunciando la situación. (Foto: Chema Barroso)

“Despilfarro innecesario”

El concejal del PP José Luis Moreno criticó entonces duramente este gasto en el pleno municipal. “Álvaro de Bazán, el marqués de Santa Cruz, representado en una estatua en el jardín de la Plaza de la Villa, se llevaría las manos a la cabeza ante estos 200.000 euros”, expresó. Calificó de “innecesario” subir varios impuestos a comerciantes y demás madrileños viendo gastos como este. “Había margen para bajarlos y lo saben”, defendió.