Inicio Actualidad Carrera ilegal a 300 kilómetros por hora por la M-50

Carrera ilegal a 300 kilómetros por hora por la M-50

Un hombre de 39 años, español y vecino de Madrid, fue grabado mientras conducía a 300 kilómetros por hora “de forma temeraria” por la autovía de circunvalación madrileña M-50 en el término municipal de Boadilla del Monte, según informa la Guardia CivilLa grabación fue realizada por los copilotos de dos turismos, que participaban en una supuesta carrera ilegal y que fueron publicadas en varias redes sociales.  Gracias a la colaboración ciudadana, la Guardia Civil ha identificado y puesto a disposición judicial al conductor de uno de los vehículos, al que se le atribuye la presunta autoría de un delito contra la seguridad vial, con grave riesgo para el resto de conductores.

Según informa la Guardia Civil en una nota, los hechos por los que se investiga a este conductor se produjeron entre los kilómetros 73 y 75 de M-50 a la altura de Boadilla del Monte. La investigación se inició cuando el Grupo de Investigación y Análisis de Tráfico del Sector de Tráfico de la Guardia Civil de Madrid tuvo conocimiento de la difusión de unas imágenes, aparentemente delictivas, a través de Facebook y Youtube. Los agentes examinaron las imágenes, en las que se observaba dos vehículos, uno de ellos conducido por el investigado. Los agentes consideran que “probablemente fuera una carrera ilegal entre ambos”.

Los agentes a cargo de la investigación han identificado a uno de los pilotos de la supuesta carrera ilegal después de difundir el vídeo en las redes sociales. Esta hombre ha sido puesto a disposición del Juzgado de Instrucción de Majadahonda (Madrid). Las investigaciones siguen abiertas para identificar al piloto del otro vehículo

El delito de conducción temeraria, según recoge el Código Penal, puede ser castigado con penas de prisión de seis meses a dos años y privación de derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores entre uno y hasta seis años.

La Guardia Civil destaca que la colaboración ciudadana resulta “crucial, como ha ocurrido en este caso”, por lo que apelan a los ciudadanos a que, tan pronto como detecten estas situaciones, “avisen con la mayor brevedad a los teléfonos 062 de la Guardia Civil o 112 de emergencias” para evitar este tipo de conductas que puedan provocar accidentes.