Inicio Actualidad Comer una manzana al día, ¿mantiene lejos al médico?

Comer una manzana al día, ¿mantiene lejos al médico?

La manzana es una de las frutas más saludables que existen, con un amplio abanico de beneficios y propiedades para la salud. Es rica en una fibra soluble conocida como pectina, la cual ayuda a reducir los niveles de colesterol en sangre, evitando que se acumule en las paredes de las arterias y disminuyendo el riesgo de sufrir un accidente cardiovascular.

También tiene una gran cantidad de potasio, un mineral que ayuda a mantener equilibrada la presión arterial. Además, presenta antioxidantes, que ayudas a prevenir el envejecimiento prematuro, tanto de la piel como de las células del cuerpo. Una manzana al día es buena, pues, a todo ello hay que sumarle el bajo aporte calórico de la manzana.

Beneficios de comer una manzana al día para la salud del organismo

Tomar una manzana al día resulta muy beneficioso para la salud general del organismo. Varias son las razones por consumir una pieza de esta fruta al día.

Cuida el corazón: uno de los principales beneficios de la manzana es que cuida la salud de las arterias porque disminuye la absorción de grasa presente en los alimentos, manteniendo así el colesterol a raya. La razón es que las manzanas contienen flavonoides.

Es saciante: la manzana no sólo ayuda a mantener el apetito a raya, sino que además es un alimento saciante. Y es que en su composición se encuentra un tipo de fibra denominada pectina, la cual forma una especie de gel en el estómago que ralentiza la digestión. Para ello es recomendable tomar la manzana con piel, que es la zona donde hay más pectina.

Depurativa: la manzana es una gran fuente de potasio y sodio, de modo que es un gran alimento detox. Elimina tanto líquidos como toxinas en el organismo. Su efecto depurativo también la convierte en una gran fruta para aliviar los síntomas propios de enfermedades inflamatorias como la artritis o el reuma.

Equilibra los niveles de azúcar: la manzana además ayuda a equilibrar los niveles de azúcar en sangre, lo cual es importante para aquellas personas que padecen diabetes o que presentan tendencia a sufrir esta enfermedad. La razón es que esta fruta retrasa en gran medida la absorción de glucosa en el intestino.