Inicio Actualidad Cómo afinar un ukelele de manera fácil, rápida y correcta

Cómo afinar un ukelele de manera fácil, rápida y correcta

El ukelele es un instrumento que no es muy habitual que se aprenda a tocar pero sí que hay muchas personas que quieren saber cómo hacerlo. Pero hoy nos centraremos en cómo afinar un ukelele, así que si quieres saberlo toma nota y tenlo todo claro para hacerlo de forma correcta.

¿Qué es un ukelele?

El ukelele tiene solamente 4 cuerdas y es de pequeño tamaño, similar a una guitarra pero mucho más reducido. Para los principiantes resulta difícil afinarlo, pero puede hacerse sin mucha complicación así que es cuestión de practicar hasta conseguirlo.

Pasos para afinar un ukelele

  1. Si quieres afinar un ukelele hay que empezar afinando la cuerda de sol, que es la que está más cercana a ti cuando lo tienes agarrado en posición para tocarlo. Afínala hasta que suene bien.
  2. Después te toca afinar la cuerda la, para lo cual debes colocar el dedo en el segundo traste de la cuerda sol, que ya estará afinada. Debe sonar igual que la nota la y tener el mismo tono que la cuerda que tengas más lejos de ti.
  3. Para afinar la cuerda mi debes tocar la nota sol en esa cuerda, colocando el dedo en el tercer traste de la cuerda. Tiene que sonar igual que la nota sol, si no suenan igual es que está aún desafinada.
  4. La última de las cuerdas, la cuerda do, debes afinarla tocando en ella la nota mi. Coloca el dedo en el cuarto traste de la cuerda y afina hasta que suene como la nota mi.

Consejos para afinar un ukelele

Cómo afinar un ukelele de manera fácil, rápida y correcta
  1. Es interesante que sepas que no todos los ukeleles pueden mantenerse afinados, ni siquiera cuando intentas hacerlo. Si ves que no consigues afinar el tuyo, llévalo a una tienda de música para que lo revisen y te puedan decir si tiene algo de especial que te haga afinarlo de manera diferente a la que sueles hacerlo.
  2. Cuando afines las cuerdas, lo mejor es que las aprietes, que nunca se queden flojas. Eso sí, no aprietes demasiado ya que las cuerdas podrían romperse.
  3. Te resultará muy curioso saber que los ukeleles se mantienen muy bien afinados en entornos húmedos, por lo que tener un humidificador puede venirte muy bien.
  4. Los cambios de temperatura también pueden afectar a la afinación del ukelele, especialmente si lo llevas de un entorno cerrado a otro al aire libre.
  5. Cuando vas a tocar con otras personas que también tocarán el ukelele hay que determinar cuál es el que hará de guía y afinar los demás en base a él. Eso hará que todos suenen con armonía entre sí.