Inicio Actualidad Cueto pidió a Koldo frenar la reclamación de Baleares por las mascarillas...

Cueto pidió a Koldo frenar la reclamación de Baleares por las mascarillas un mes antes de las detenciones

El empresario Juan Carlos Cueto trató, hasta el pasado mes de enero, de que Koldo García, exasesor de José Luis Ábalos, interviniese para frenar la reclamación que el Gobierno de Baleares dirigió contra Soluciones de Gestión SL tras comprobar que las mascarillas vendidas por esta empresa eran inservibles.

Dicha reclamación rondaba los tres millones de euros y, en un inicio, fue realizada por el Gobierno liderado por Francina Armengol. Ahora bien, la culminó el Ejecutivo de Marga Prohens (PP), quien sustituyó a la socialista al frente del archipiélago. No obstante, había sido bajo el mandado de Armengol —hoy, presidenta del Congreso de los Diputados— cuando Baleares adquirió los casi millón y medio de cubrebocas para combatir la Covid-19.

Así lo desvela uno de los documentos incluidos en el sumario del llamado caso Koldo. Concretamente, se trata de la resolución del juez instructor que ha acordado, este mismo miércoles, la libertad provisional de Cueto después de que el empresario declarase como investigado en la Audiencia Nacional.

«La reclamación dimanante de la Administración balear a Soluciones de Gestión SL de casi tres millones de euros debido a una cuestión relativa al estado de las mascarillas que fueron entregadas como contrapartida del contrato investigado (…) ha sido la segunda circunstancia que ha propiciado distintos encuentros entre Koldo y Cueto», narra el auto.

«Además, bajo este contexto, se han observado indicios que apuntan a la influencia que Koldo ha ejercido en beneficio de Soluciones de Gestión SL en el contexto de la reclamación dimanante de la Administración balear, a fin de que ésta no prosperara y de este modo favorecer a la mercantil y a su titular [Cueto]», añade el documento.

[Armengol alteró el pliego para pagar las mascarillas con fondos UE cuando ya sabía que eran defectuosas]

«En el marco de la reclamación económica, a petición del investigado Juan Carlos Cueto, Koldo, prevaliéndose de la situación derivada de su relación personal con funcionarios públicos y/o autoridades estaría ejerciendo su influencia para conseguir una resolución beneficiosa para Soluciones de Gestión SL», concluye el magistrado Ismael Moreno, que investiga la supuesta trama corrupta.

A renglón seguido, narra que Cueto tuvo conocimiento, el 17 de octubre de 2023, de que la compañía adjudicataria había recibido una notificación en la que Baleares le reclamaba esos casi tres millones de euros. «Desde ese momento, hasta el día 12 de enero de 2024, Cueto ha solicitado la influencia de Koldo para que no prospere [la reclamación de Baleares]», añade la resolución judicial.

Según la querella de la Fiscalía Anticorrupción que ha dado origen al caso Koldo, Cueto era el verdadero dueño de Soluciones de Gestión. La empresa fue beneficiada con varios contratos millonarios, concedidos por el Ministerio de Transportes y por otras Administraciones, para la adquisición de material sanitario contra la Covid.

La labor que el Ministerio Público le atribuye a Koldo sería la de informar, personalmente, a dicha compañía, además de influir en la adjudicación. El exasesor de Ábalos fue detenido por la Guardia Civil el pasado día 20, en el marco de la Operación Delorme. También, su mujer y su hermano, Joseba García. Por tanto, la fecha del 12 de enero de 2024 que menciona el auto sería poco más de un mes previa a que los investigados fueran arrestados.

Contrato en Baleares

Tal y como publicó EL ESPAÑOL, el Gobierno de la socialista Armengol no impulsó esta reclamación hasta el día en el que se produciría el traspasado de poderes a Prohens, tras las elecciones autonómicas del 28-M. Para dicha compra se emplearon fondos Feder, concedidos por la Unión Europea, por lo que este contrato está ya bajo la lupa de la Fiscalía Europea.

Soluciones de Gestión SL no sólo contrató con el Gobierno Baleares. También lo hizo con el Ministerio de Transportes. En plena pandemia de la Covid-19, recibió un encargo, por valor de 20 millones de euros, de la entidad pública Puertos del Estado, en cuyo Consejo Rector se sentaba Koldo García. Un segundo encargo, por el que el Gobierno pagó 12,5 millones de euros, fue adjudicado por Adif, empresa ferroviaria dependiente de la cartera que ostentaba Ábalos.

En el caso de Baleares, fue el Servicio de Salud del archipiélago (IbSalut) el organismo que encargó a Soluciones de Gestión SL conseguir mascarillas. Ocurrió en abril de 2020. El Gobierno insular de Armengol pagó un total de 3,7 millones de euros. Los cubrebocas resultaron ser inservibles y a día de hoy permanecen, sin usar, en instalaciones del IbSalut.

De hecho, el actual director del Servicio de Salud balear, Javier Ureña, ha asegurado este miércoles en una rueda de prensa que el Govern de Prohens no fue alertado de que la Guardia Civil investigaba este contrato.

Los traspasos de competencias en la Consejería de Salud y en IbSalut tuvieron lugar el 11 y 12 de julio de 2023. «Estuve en ambos, y en ninguno de ellos se mencionó», ha defendido Ureña, en respuesta a las acusaciones de Iago Negueruela, portavoz socialista, que había asegurado justo lo contrario.

Según el PP, tanto Armengol como sus consejeros ocultaron al Ejecutivo entrante que, justo un año antes de la toma de posesión de Prohens, en julio de 2022, agentes de la Benemérita se habían personado en las oficinas del IbSalut por las supuestas irregularidades del contrato firmado con Soluciones de Gestión SL.

La socialista Armengol se resistió a reclamar una indemnización a la empresa vinculada a Koldo. Tardó varios meses en hacerlo. Hasta el mismo día en que perdió el poder en las islas, el 6 de julio de 2023, no inició el expediente de propuesta de reclamación, que debió ultimar la Administración encabezada por Prohens, ya el 24 de agosto del pasado año.