Inicio Actualidad Desarticulada una red que estafaba inmigrantes pidiéndoles 1.000 euros para entrar en...

Desarticulada una red que estafaba inmigrantes pidiéndoles 1.000 euros para entrar en la península

La Policía Nacional ha detenido a cuatro miembros de una red que captaba inmigrantes argelinos en el Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI) de Ceuta a los que engañaba ofreciéndoles ser trasladados a la Península en barcos de recreo a cambio de mil euros.

Según ha informado hoy la Policía, la investigación se inició con la denuncia de un grupo de argelinos, residentes del CETI, que explicaron cómo un español les había prometido trasladarlos en embarcaciones a la península previo pago de unos mil euros por persona.

Denunciaron el engaño

Cuando les llevaron en coches a una zona de la costa ceutí conocida como Desnarigado, se dieron cuenta de que todo era un engaño, por lo que decidieron retener a uno de los conductores y llevarlo a la Jefatura de Policía para denunciar los hechos.

En los días siguientes varios de los denunciantes sufrieron agresiones con palos, cuchillos e incluso un intento de secuestro como represalia por la denuncia.

Les prometían un traslado rápido

Uno de los integrantes de la red, de nacionalidad argelina y residente en CETI, captaba a compatriotas que querían llegar a la península y les prometía que lo harían en embarcaciones rápidas.

Aprovechaba que era del mismo país, hablaba el mismo idioma y dialecto y tenía las mismas costumbres, lo que llevaba a los inmigrantes a confiar en la oferta y pensar que no podía engañarles, además de que les enseñaba diferentes vídeos, tras lo que les pedía mil euros por reservarles una plaza.

Los otros tres miembros de la organización son de nacionalidad española y uno de ellos, considerado el cabecilla, se encargaba de recaudar todo el dinero y organizaba con los dos restantes el traslado de los argelinos hasta la playa del Desnarigado, incluyendo un vehículo lanzadera que avisaría de la posible presencia de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad en la zona.

Entre el 26 de octubre y el 6 de noviembre la Policía detuvo a estos cuatro hombres como presuntos autores de los engaños, amenazas y lesiones sufridos por los argelinos denunciantes internos del CETI.