Di Maio anuncia que Italia ia no ratiifcará el acuerdo de libre comercio con Canadá

2

Italia no ratificará el acuerdo de libre comercio entre la Unión Europea y Canadá. Así lo ha declarado el viceprimer ministro y ministro italiano para el Trabajo y el Desarrollo Económico, Luigi di Maio, poniendo en peligro uno de los acuerdos más importantes que la UE ha firmado desde hace años. “El CETA ( el Acuerdo Integral sobre Economía y Comercio, por sus siglas en inglés) llegará al Parlamento, y esta mayoría de Gobierno lo rechazará y se negará a ratificarlo”, ha dicho Di Maio en una cumbre de agricultores en Roma. 

Además, el viceprimer ministro y líder del Movimiento Cinco Estrellas (M5S) que gobierna en una coalición con el partido ultraderechista Liga, ha advertido de que si algún representante gubernamental  “sigue defendiendo tratados como el CETA será despedido”. El CETA es el mayor acuerdo comercial firmado por la UE firmó desde el 2015, y necesita ser ratificado por los 28 estados miembros. 

Linea dura 

El gobierno conjunto de M5S y Liga, que asumió el cargo el pasado 1 de junio, se ha comprometido a tomar una línea dura para defender las especifidades italianas. El ministro de Agricultura, Gian Marco Centinaio, de la Liga, atacó el CETA el mes pasado. Actualmente el tratado está en vigor de manera provisional desde septiembre de 2017, esperando recibir la aprobación definitiva. Al implementarse del acuerdo, se eliminaron los aranceles sobre una gran cantidad de productos y se amplió el acceso a la carne de vacuno canadiense en Europa, al igual que al queso y vino de la UE en Canadá.

 Entre los 28 estados miembros, Italia tiene el mayor número de productos con etiquetas de DOP (Dominación de Origen Protegida) y de IGP (Indicación Geográfica Protegida). Bajo el CETA, Canadá ha reconocido más de 40 productos DOP y IGP de  Italia, entre un total de 292. 

Acuerdo “erróneo y arriesgado”

 Coldiretti, la asociación de empresas agrícolas italiana, ha calificado al CETA “erróneo y arriesgado” para Italia. Según la asoaciación, uno de cada cinco productos alimentarios que llega a Italia no respeta las normas de tutela del medioambiente, sobre el uso de pesticidas o en tema de derechos de los trabajadores.