Inicio Actualidad El alzhéimer ya causa estragos en Biden: responsabiliza a Trump por el...

El alzhéimer ya causa estragos en Biden: responsabiliza a Trump por el frustrado atentado de un grupo anarquista contra la gobernadora de Michigan

Joe Biden, en una polémica imagen.

La fiscal general del estado de Michigan, Dana Nessel, anunció en una conferencia de prensa el pasado jueves que miembros del FBI en colaboración con fuerzas policiales locales desbarataron un complot de un grupo anarquista que tenía como objetivo tomar la Casa de Gobierno y secuestrar a la gobernadora demócrata Gretchen Withmer.

Hasta el momento se han detenido a 13 personas, los cuales 7 de ellos forman parte de una milicia anarquista conocida como «The Wolverine Watchmen». Según documentos de la causa, difundidos por la cadena de noticias NBC News, el FBI se encontraba investigando a este grupo desde el mes de julio.

Increíblemente, la gobernadora no utilizó los pocos minutos que duró su conferencia de prensa para informar sobre el caso, sino para victimizarse y sacar rédito político del asunto. Al tomar el micrófono, Whitmer acusó al presidente Donald Trump de «falta de liderazgo» y lo responsabilizó directamente por el ataque frustrado, a pesar de que las fuerzas federales, que dependen de Trump, literalmente le salvaron la vida.

Whitmer empujó aún más su relato, afirmando que Trump alentó a un supuesto grupo supremacista blanco a que cometiera el atentado. «Cada vez que Trump habla, los grupos supremacistas blancos lo interpretan como un grito de guerra», afirmó.

El candidato presidencial demócrata, Joe Biden, también se pronunció sobre el asunto, siguiendo la misma línea que la Gobernadora, inculpando al Presidente y responsabilizándolo por el ataque.

Las palabras de Whitmer y Biden, en complicidad con los medios de comunicación hegemónicos que no los instaron a corregir sus dichos, representan afirmaciones totalmente falsas. Trump, en todo momento y en todo lugar, condena a grupos supremacistas blancos pero, de todos modos, el grupo terrorista que fue arrestado por el FBI no posee ninguna relación con el supremacismo blanco, sino con los ideales anarquistas de extrema izquierda vinculados a Antifa.

Así lo muestran los videos, subidos a la plataforma Youtube, del líder del grupo, Brandon Caserta. En sus vídeos, Caserta llama a Trump un «tirano» y asegura que todo miembro del Gobierno es «enemigo del pueblo». En el material subido también se puede visualizar de fondo una bandera con un símbolo anarquista.

Otros informes, provenientes de los documentos de la causa, aseguran que esta milicia anarquista también tenía como objetivo atacar comisarías y agentes de policía.

El presidente Trump no tardó en contestar, desmintiendo los dichos de la Gobernadora y asegurando que no tolerará ningún tipo de violencia de ningún grupo, al contrario de Whitmer y Biden, que aún no han condenado a distintos grupos terroristas de izquierda como Antifa.

Cabe destacar que la investigación que frustró el plan anarquista fue llevada a cabo por el Departamento de Justicia de los Estados Unidos y supervisada por el Ministro de Justicia del Presidente Trump, William Barr. Es decir, la administración Trump participó activamente y lideró esta investigación.

Trump tampoco dejó pasar la oportunidad para reprocharle a Whitmer su pésimo manejo de pandemia. Michigan fue uno de los pocos Estados en el país que se sometió a un confinamiento severo, que a su vez desembocó en una crisis política.

Las políticas de aislamiento obligatorio fueron desafiadas por la justicia, que aseguró que cualquier tipo de cuarentena era inconstitucional sin llamar al estado de sitio.

El conflicto con la justicia culminó hace unos días, con la Corte Suprema de Michigan fallando en contra de la gobernadora Whitmer, y obligando a la Gobernadora a levantar el confinamiento en el Estado.