Inicio Actualidad El Gobierno abre la mano con las CCAA y dobla hasta 6.789...

El Gobierno abre la mano con las CCAA y dobla hasta 6.789 millones los permisos para emitir deuda

El Gobierno ha acelerado las autorizaciones para que las comunidades autónomas puedan emitir deuda en los mercados antes de las elecciones de mayo. El Ministerio de Hacienda ha aprobado en el primer trimestre del año emisiones por valor de 6.789 millones de euros, cifra que casi duplica los 3.561 millones de euros que fueron autorizados en el mismo periodo de un año antes por el entonces ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro. Andalucía, Navarra, País Vasco, Comunidad de Madrid, Baleares y Castilla y León son las regiones que han logrado esos permisos.

Algunas de ellas, no han tardado en aprovecharlos para colocar deuda en el mercado. Es el caso de Madrid que ya ha emitido 1.250 millones de euros en bonos a 10 años. Con esa subasta de deuda autonómica, la región que alberga la capital confirmó que el apetito de los inversores por la deuda regional española es elevado, puesto que recibió una demanda de 2.700 millones de euros gracias a la necesidad que tienen en este momento bancos, gestoras y fondos de pensiones de invertir en activos que den algo de rentabilidad. En el caso de esta emisión superó en 21 puntos básicos lo que paga el Tesoro Público.

Por su parte, Baleares ha colocado 400 millones de euros en una nueva subasta de deuda organizada por el Gobierno de Francina Armengol que logró el visto bueno del Gobierno para regresar a los mercados a finales de 2018 después de varios años bajo el paraguas del Fondo de Liquidez Autonómica (FLA).

De hecho, este aumento de operaciones de deuda se enmarca, según Hacienda, en un contexto de normalización de la financiación de las CCAA. Sin embargo, el hecho de que se realicen en un año en el que la prórroga presupuestaria afectará al déficit, la deuda pública se encamina al 100% y en el que los mercados ya han dado varias señales de alarma preocupa a los expertos que consideran más prudente la opción de acudir al Fondo de Facilidad Financiera para financiarse a precios más baratos, como recientemente ha hecho Canarias. Otras, como Cataluña, no tienen la alternativa de realizar colocaciones de deuda por tener cerrada a cal y canto la puerta de los mercados financieros.

Pese a ese coste ‘extra’, financiarse en los mercados sigue siendo un argumento electoral empleado por los dirigentes autonómicos para hacer gala de autonomía financiera. Además, en un año de elecciones, ese balón de oxígeno financiero está permitiendo aumentar el gasto público de estos gobiernos antes de la cita con las urnas el 26 de mayo.

Más de 11.106 millones autorizados

Además de las operaciones, otras autonomías han recibido otro tipo de autorizaciones para realizar operaciones de préstamos y tesorería. Si se suman estas a las que contemplan emisiones, la cuantía de las operaciones de deuda regional autorizadas por Montero en el arranque del año supera los 11.106 millones de euros, una cifra que multiplica por más de dos los 4.724 millones de euros que autorizó el pasado año el Ministerio de Hacienda en el primer trimestre.

Dentro de este segundo grupo, destaca el caso de la Comunidad Valenciana que ha recibido una autorización por importe de 585 millones de euros para cerrar una operación de deuda a largo plazo. Por su parte, Castilla-La Mancha ha logrado otro permiso para cerrar una por importe de 680 millones de euros. Y Asturias ha conseguido aprobación para operación de este tipo por importe de 1.046 millones de euros.