Inicio Actualidad El Gobierno mantiene el decreto aunque reconoce que el pequeño comercio necesitará...

El Gobierno mantiene el decreto aunque reconoce que el pequeño comercio necesitará «más ayuda»

El Gobierno de España ni «aplaza» ni «cancela» la puesta en marcha del real decreto ley para el ahorro del consumo de energía para hacer frente a las consecuencias de la guerra de Ucrania.

Así lo ha confirmado la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, tras concluir la reunión de más de tres horas que ha mantenido con los consejeros del ramo.

Al término de la misma, la ministra ha asegurado que aunque no se va a retirar el decreto, sí se dará «más tiempo» al pequeño comercio para adaptarse a las nuevas normas de eficiencia energética. 

[Madrid y Cataluña piden retirar el decreto del plan de ahorro energético por su «inseguridad jurídica»]

Ribera ha explicado en rueda de prensa que la voluntad del real decreto no es «sancionar» y que son conscientes de que «las pequeñas y medianas empresas necesitarán más ayuda». 

Hay que recordar que, este miércoles, las dos medidas que entran en funcionamiento son la regulación de la temperatura en el interior de los establecimientos y apagar la luz de los escaparates por la noche

Luego, a finales de septiembre, la ley contempla que los establecimientos tengan puertas y paneles automáticos para la mejora del ahorro energético. Estas dos medidas podrían resultar más caras para los comercios y son la que han levantado una mayor crítica entre las regiones ‘díscolas’. Por ello, Ribera se ha mostrado comprensible, pero no ha especificado de qué manera se precisará «la ayuda» que necesitarán.  

Desde el Gobierno se ha defendido que el texto legislativo cuenta con suficientes mecanismos de flexibilidad para adaptarse a distintos tipos de locales.

Conferencia de presidentes

Como cabía prever, el Gobierno ha manifestado a las autonomías que no va a modificar nada del decreto ley pese a que varias autonomías habían pedido retrasar su puesta en marcha e, incluso, derogarlo.

Respecto a la petición de las autonomías del Partido Popular de convocar la Conferencia de Presidentes, el Gobierno ha recibido con «buenos ojos» su puesta, aunque no ha acordado ninguna cita.

[Sánchez pide a las CCAA «cumplir con la ley» y tacha al PP de «oposición destructiva y negacionista»]

En sus declaraciones ante los medios, Teresa Ribera ha explicado que las regiones que se han mostrado contrarias a la aplicación del Real Decreto «no han presentado propuestas alternativas». «Se han comprometido a hacerlo», ha añadido. 

En este sentido, ha confesado que le ha resultado «un poco descorazonador» ver cómo desde algunas administraciones, «más que destacar la idea de ‘queremos ayudar a que esto sea posible’, se subrayaba la idea de ‘no me gusta, vamos a incumplir'».

31 de agosto

Pese a la petición de retirar el decreto por parte de Andalucía, Castilla y León, Comunidad de Madrid, Galicia y Murcia; la vicepresidenta ha dicho que la cita ha tenido un «tono cordial».

Según ha explicado, durante la reunión de la Conferencia Sectorial de Energía las comunidades han mostrado su predisposición para «colaborar en materia de ahorro energético» y presentar propuestas concretas sobre nuevas medidas.

[El PP pide a Sánchez que suspenda sus vacaciones y consensúe un nuevo plan energético]

A este respecto, Ribera se ha mostrado «contenta» y ha asegurado que el Gobierno recibirá propuestas hasta el 31 de agosto, de cara a presentar el plan final de ahorro en Bruselas en septiembre.

Esto no significa que se modificará el decreto vigente, sino que estas propuestas se podrán adherir a nuevas medidas planteadas por el Ejecutivo a Bruselas. 

La vicepresidenta ha asegurado, además, que el decreto no ha nacido para «sancionar». Es más, se ha mostrado comprensiva con las dificultades que puedan tener los comercios más pequeños y ha asegurado que se buscará darles «soluciones». 

Publicidad