El grupo Seat cerrará todas sus instalaciones en Cataluña si el independentismo gana las elecciones del 21-D

El complejo de Seat en Martorell (Barcelona), el centro de trabajo más grande de Cataluña

El complejo de Seat en Martorell (Barcelona), el centro de trabajo más grande de Cataluña

El grupo Seat no sólo cambiará de sede social, sino que cerrará el grueso de sus instalaciones en Cataluña, incluida la planta de Martorell, si el independentismo se impone en las elecciones autonómicas del 21 de diciembre, según han confirmado fuentes solventes de la compañía automovilística.

Volkswagen ya dio manos libres a Seat (la marca española del grupo) en octubre para sacar su sede social y fiscal en Cataluña si había riesgo de inseguridad jurídica. El pasado mes de octubre, el presidente de Seat, Luca de Meo, envió una carta a los trabajadores de la automovilística para transmitir un “mensaje de serenidad” ante la situación política en Cataluña, en la que afirmaba que la decisión de trasladar la sede social se produciría en caso de inseguridad jurídica.

“Seat es el principal fabricante español de automóviles y tenemos todos nuestros centros productivos ubicados en Cataluña. Somos una empresa industrial cuyos activos fijos están vinculados al territorio. Por tanto,para la compañía, un cambio de sede social estaría motivado por la búsqueda de protección jurídica y tendría sentido en el momento en el que entendamos que ésta ya no se da en el territorio en el que estamos ubicados. La estabilidad política, la seguridad jurídica y la permanencia en la Unión Europea son imprescindibles para asegurar la sostenibilidad económica y laboral de nuestra compañía y sus filiales, y para mantener la confianza de nuestros clientes y accionistas”, afirmó De Meo en la carta.

Recordó asimismo que “nuestro ámbito natural es Europa. Formamos parte del mayor fabricantes automovilístico mundial, integrado por 12 marcas y que solo en el continente europeo cuenta con 71 plantas de producción y 420.000 trabajadores. Más del 85% de las ventas de Seat se realizan en algún país europeo. Por esta razón, para Seat, estar en Europa significa preservar nuestros intereses”.

La dirección del grupo Volkswagen, fabricante también de Audi, Seat y Skoda, ya ha dejado claro que la compañía no pasará por una situación de inestabilidad e incertidumbre como la de los últimos meses si los comicios del 21 de diciembre no dan carpetazo definitivo al ‘procès’ independentista.

Entre tanto, los internautas llevan semanas reclamando a Seat que traslade su sede social fuera de Cataluña como han hecho ya más de 3.000 empresas.

A Seat le pasa factura la decisión de no salir de Cataluña

Planta de Seat en Martorell.

Planta de Seat en Martorell.

La decisión de Seat de no salir de Cataluña ha empezado a pasarle factura. Y es que aunque las matriculaciones de turismos aumentaron un 20%, las de vehículos comerciales cayeron más de un 57% hasta octubre. La crisis también afecta al resto del sector porque los pedidos en los concesionarios catalanes están cayendo entre un 25% y un 30%.

El fabricante español de vehículos está viviendo unos meses agridulces. En octubre matriculó un 20% más de turismos. Sin embargo, aquellos destinados al uso comercial se le están resistiendo. Según el informe de matriculaciones de vehículos comerciales de Anfac, las matriculaciones de vehículos comerciales SEAT han caído más de un 57% en lo que va de año.

En general, todo el sector del automóvil se está resistiendo. Las matriculaciones de vehículos en Cataluña se han desacelerado. En octubre aumentaron un 1% frente al 11% del resto de España. Y es que las matriculaciones en Cataluña siempre habían superado la media de todo el país.

No solo están cayendo las matriculaciones. Según el presidente de Faconauto, Gerardo Pérez, los pedidos de coches en los concesionarios catalanes han descendido entre un 25 y un 30%. Incluso están cayendo las visitas a los concesionarios. Esta situación preocupa a los profesionales del sector porque no es algo puntual. Según Pérez, esa tendencia a la baja –que comenzó en octubre- se ha mantenido en las dos primeras semanas de noviembre. Y seguirá notándose. La caída de los pedidos se trasladará a las ventas en los próximos meses.

Las matriculaciones de vehículos SEAT se han ralentizado en 2017. El fabricante de automóviles cerró 2016 con 410.200 matriculaciones. Eso supone una media de 11.683 coches al mes. Hasta octubre de este año matricularon 80.290 coches. Es decir, poco más de 8.000 coches al mes.

Y es que los consumidores han perdido la confianza en Cataluña y evitan tratar con las empresas que se quedan en la región. Seat empieza a notar las consecuencias de su decisión. Según los profesionales del sector, la tendencia a la baja se mantendrá en los próximos meses. Si no se soluciona el problema catalán, el fabricante automovilístico puede tirar en balde todo el crecimiento de los últimos años.

Loading...