Inicio Actualidad El líder del Ejército mexicano toma partido a favor de López Obrador

El líder del Ejército mexicano toma partido a favor de López Obrador

En el marco de la conmemoración del aniversario 111 de la revolución mexicana, el pasado 20 de noviembre, el titular de la Secretaría de la Defensa Nacional, Luis Crescencio Sandoval, mostró su respaldo al proyecto político del presidente Andrés Manuel López Obrador, la llamada “cuarta transformación”,  hecho que de inmediato generó protestas de la oposición, que lo acusó de falta de institucionalidad, de hacer “política”.

El líder del ejército mexicano dijo que era un “orgullo poder contribuir a la transformación que se está viviendo”, con el proyecto de nación del presidente.

Y añadió: “Como mexicanos es necesario estar unidos en el proyecto de nación que está en marcha, porque lejos de las diferencias de pensamiento que pudieran existir, nos une la historia, el amor por la tierra que nos vio nacer y la convicción de que sólo trabajando en un mismo objetivo podremos hacer la realidad de México, esta realidad que cada día sea más prometedora”.

Este llamamiento a la unidad con el proyecto de nación prendió focos rojos en la oposición, al advertirse una pérdida de neutralidad e institucionalidad.

La senadora del Partido Acción Nacional (PAN), Lilly Téllez, tuiteó al respecto: “Tomó partido por la 4T el Secretario de la Defensa @Luis_C_Sandoval. Qué lamentable, ¿dónde quedó la institucionalidad? Enterrada a puros cañonazos (dinero) de los parásitos de la 4T”.

La legisladora ha sido una fuerte crítica del gobierno de López Obrador y expresó que llamará al militar a rendir cuentas ante el Senado.

“Solicitaré que el Secretario de Defensa @Luis_C_Sandoval comparezca en el Senado: Debe explicar por qué hace política y promueve a la 4T. La Ley Orgánica de la Administración Pública Federal no le da esas facultades. También debe responder por los contratos que ha asignado”, posteó en su cuenta de twitter.

En un documento dirigido a la Senadora Olga Sánchez Cordero, Presidenta de la mesa directiva de la Cámara de Senadores de la LXV legislatura, firmado por la senadora Téllez y en el que busca un punto de acuerdo para la comparecencia del titular de la Sedena, se expone que:

“Las anteriores declaraciones del Secretario de la Defensa Nacional resultan contrarias a las facultades y obligaciones que, como titular del ramo tiene. Sus funciones deben de ser estrictamente institucionales y apegadas al marco jurídico que rige su actuar, el cual no le confiere de promoción hacia ningún proyecto de gobierno, ni partido político alguno”.

Téllez considera que el General Sandoval González “de ninguna manera debió, ni debiese de involucrarse en cuestiones políticas porque, además de violar el principio de legalidad dado que las autoridades sólo pueden hacer lo que la ley les permite y de hacerlo (como es el caso), pone en riesgo la imparcialidad que se necesita para organizar, administrar y preparar al Ejército y la Fuerza Aérea en los términos que se indican en el artículo 29 de la Ley Orgánica de la Administración Pública Federal, relativo a los asuntos que le corresponde despachar a la Secretaría de la Defensa Nacional.”

Según el análisis de la Senadora Téllez, el secretario de la Defensa habría incurrido en una “clara violación a la Ley de Disciplina del Ejército y Fuerza Aérea Mexicanos”, especialmente –señala en el documento citado-, a su artículo 17 que establece:

“Queda estrictamente prohibido al militar en servicio activo, inmiscuirse en asuntos políticos, directa o indirectamente, salvo aquel que disfrute de licencia que así se lo permita en términos de lo dispuesto por las leyes; así como pertenecer al estado eclesiástico o desempeñarse como ministro de cualquier culto religioso, sin que por ello pierda los derechos que le otorga la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos”.

La actuación del titular de la Sedena se da en el reciente contexto del anuncio de López Obrador de militarizar aeropuertos y vías férreas del sureste mexicano.

“Quiero también aprovechar para decirle a la gente que tomamos la decisión de entregar estos bienes en custodia a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena). Por ejemplo el Tren Maya, el nuevo aeropuerto Felipe Ángeles, el Aeropuerto de Palenque, el Aeropuerto de Chetumal, el nuevo aeropuerto de Tulum, van a formar parte de una empresa, manejada por la Sedena”, señaló López Obrador este jueves 4 de noviembre.

Con ello el tabasqueño busca contar con el apoyo incondicional de las fuerzas militares para instaurar un gobierno autoritario e intimidar a los opositores, desalentando un posible golpe de Estado, y todo tipo de protestas contra su movimiento socialista.

Hubo desde la oposición muchas más críticas al discurso del General Sandoval. El diputado federal del PAN Juan Carlos Romero Hicks, tuiteó:

“El Secretario de la Defensa Nacional @Luis_C_Sandoval, debe reconocer con humildad y autocrítica que no debe expresar posturas políticas. La Ley de Disciplina del Ejército y Fuerza Aérea es muy clara en su artículo 17”.

El también panista y diputado Jorge Triana, posteó en alusión al tema:

“Desde 1940, México no tiene un presidente de origen militar. Desde entonces la participación política formal de la milicia se vino reduciendo hasta desaparecer. Esta declaración es grave e inadmisible. La cúpula militar ya es militante y activista de un movimiento político”.

Un conocido caricaturista dibujó al general Sandoval haciendo un saludo militar ante la bandera del Movimiento de regeneración nacional (Morena), fundado por López Obrador. Lo resume todo.


Publicidad