El Sporting quiso devolver a Coentrao al Madrid pero sus compañeros le salvaron

9

Fabio Coentrao ha dejado tantos amigos como enemigos durante toda su carrera deportiva, a los que ahora se ha sumado su propio presidente a éstos últimos. Seguramente no le recuerden muy bien en Zaragoza pero sí en Madrid, mientras que en un Lisboa dónde se crió deportivamente hablando en Benfica, ahora juega en su eterno rival, Sporting de Portugal.

Tal y como reveló el diario portugués A Bola, la rebelión de la plantilla con Bruno Carvalho tras su rajada por la derrota ante el Atlético, estuvo a punto de traerle de vuelta al Real Madrid, quién le cedió allí hasta 2019. Sin embargo la intervención de sus compañeros impidió que esto pasara en plena recta final de temporada como apuntan también desde el citado medio.

Según estas informaciones, Coentrao recibió la orden de marcha de Sporting por parte de su máximo dirigente en la madrugada del sábado después de intercambiar con éste mensajes muy duros que acabaron con una conversación en el mismo tono.

Fue entonces cuando sus camaradas se pusieron manos a la obra para exigir varios aspectos a cambiar por su presidente como la reintegración inmediata del lateral izquierdo portugués, que al final consiguieron ante la difícil situación que se vivía en el seno del club.

Puede ser sancionado por salir

Fabio Coentrao conoció la decisión inicial del presidente de Sporting en la noche del viernes al sábado y decidió salir de fiesta con otro de los supuestamente suspendidos como Rubén Ribeiro. Otro diario nacional como el Correio da Manhá desveló las imágenes de los dos leones, así como se conocen a los jugadores de este club, en una discoteca lisboeta donde no pasaron desapercibidos ni mucho menos.

Coentrao, de fiesta en Lisboa con su compañero Rubén Ribeiro. (Correio da Manhá)

Pronto sus homólogos se hicieron eco de la noticia y avisaron de que este suceso entraría en una violación del reglamento interno de la entidad, que será analizado por parte del departamento jurídico en ambos casos. Las consecuencias pueden llevar al principio de los hechos, con su regreso definitivo a Madrid.