España vira a la derecha

La cuestión de Catalunya –este fin de semana pendiente de la resolución que acabe adoptado el juez instructor del Tribunal Supremo sobra la libertad de los diez políticos y activistas soberanistas encarcelados- va a tener repercusiones en muy distintas direcciones.

Las primeras señales, los primeros sondeos apuntan a una posible derechización de la política española, como consecuencia de una mayor competición política entre el Partido Popular y Ciudadanos alrededor de la identidad nacional española. Así lo sostiene el director adjunto de La Vanguardia, Enric Juliana, en su video-blog semanal.

Los sondeos están premiando a Ciudadanos, que se ha colocado claramente a la derecha del Gobierno del PP en la cuestión de Catalunya. Todo ello conforma un cambio de escenario en la dinámica política española. Hasta hace poco, el problema de Catalunya era considerado por la mayoría de los ciudadanos españoles como un problema político más; un problema que debían resolver los políticos. Apenas ocupaba un lugar relevante en las periódicas encuestas del CIS. En el barómetro del CIS de octubre esta percepción empezó a cambiar: el independentismo catalán se convertía en la segunda preocupación ciudadana, por delante de la corrupción.

Loading...