Inicio Actualidad Este vídeo muestra cómo circulará el nuevo sidecar eléctrico Webo por Madrid...

Este vídeo muestra cómo circulará el nuevo sidecar eléctrico Webo por Madrid Central

Este jueves se ha presentado en Madrid el nuevo sidecar eléctrico que circulará por las calles del centro histórico de la ciudad. Se trata de un vehículo de 2 plazas consistente en una moto eléctrica -fabricada por Rieju- y una cabina anexa desde donde los pasajeros podrán ver la ciudad en 360 grados. En un principio, el proyecto, que empezará a circular por la capital a principios de la primavera, está orientado al transporte turístico. Su marca: Webo.

Las peculiaridades de este sidecar eléctrico, con el apoyo explícito del Ayuntamiento de Madrid de Manuela Carmena a través de la incorporación al proyecto de Economía Social Mares Madrid (financiado por la UE), serán que es un vehículo con tecnología Bosch, que podrá circular como máximo a 40 kilómetros por hora. Lo han realizado las empresas madrileña Transcoop y vasca Nuuk Europe, SL, aunque el vehículo ha sido fabricado por la catalana Rieju,una icónica marca de los 80 y 90 que desde hace tiempo trata de abrirse camino con tecnologías eléctricas.

Serán 100 vehículos Webo y 50 tuk tuk que se sumarán a las calles de la ciudad y que serán básicamente motociclos de 3 ruedas, destinados al transporte de proximidad de pasajeros (servicios turísticos y desplazamiento urbano), con un vehículo motor al que se le acopla el habitáculo necesario para el transporte de los pasajeros, de tal forma que puedan mirar a 360 grados y cuente con climatización. Aunque los sidecars siempre han tenido fama de peligrosos, fuentes próximas a la compañía aseguran que los probadores han quedado muy satisfechos con este vehículo.

Con un conductor

Al estilo de Cabify o Uber, Webo funcionará con conductor, lo que le aleja de otras soluciones de carsharing. Según indica la empresa, “el habitáculo para transporte se separa fácilmente del vehículo motor, lo que permite al socio cooperativista depositar el habitáculo para los pasajeros, una vez finalizada su actividad diaria, en las instalaciones de aparcamiento y asistencia al vehículo facilitadas por la cooperativa, permitiendo así que el socio conductor pueda utilizar el vehículo motor para su desplazamiento personal hasta su domicilio particular”.