Estos son los escenarios vascos de Juego de Tronos que han catapultado el turismo

El elenco de Juego de Tronos, en el Guggenheim de Bilbao– Guggenheim

La Semana Santa fue muy positiva para el País Vasco en términos turísticos. Tal y como destacó la directora de Turismo del Ejecutivo autonómico, Maider Echevarría, durante los últimos días se han batido récords de visitas al territorio: «Se han superado las previsiones más optimistas», subrayó. A pesar de que las capitales de la Comunidad Autónoma mantienen su hegemonía –los datos de ocupación de San Sebastián y Vitoria llegaron a superar el 90%–, los viajeros también han colmado los hoteles y hostales de las zonas rurales.

Buena parte de la culpa la tiene la popular serie de televisión Juego de Tronos, que el pasado octubre «aparcó» en el País Vasco para rodar las tomas de su séptima temporada. El efecto llamada de Peter Dinklage (Tyrion Lannister), Kit Harington (Jon Nieve) y Liam Cunningham (Davos Seaworth), entre otros, consiguió que decenas de curiosos se acercaran a los restaurantes por los que habían pasado.

De hecho, para deleite de los lugareños, el hermetismo que rodeaba al «staff» de Juego de Tronos desaparecía una vez apagaban las cámaras. El elenco se dejó ver por las calles de Bilbao, y al caer la noche recuperaron energías en el restaurante Mina, cuyo chef, Álvaro Garrido, les demostró por qué ostenta una estrella Michelin. Durante los días siguientes también pasaron por el Nerua Guggenheim y el Arzak de San Sebastián.

San Juan de Gaztelugatxe– ABC

La enorme cantidad de visitas que ha tenido durante la Semana Santa San Juan de Gaztelugatxe ha desbordado este hermoso paraje de la localidad vizcaína de Bermeo. De hecho, el turismo creció en la zona más de un 10% respecto al año anterior, en parte debido a la estela que dejó el elenco de Juego de Tronos.

Sea como sea, el lugar es perfecto para disfrutar de las vistas del mar cantábrico y de los acantilados que lo rodean. Una vez en la ermita, existe la tradición de tocar tres veces la campana para pedir un deseo.

Imagen del arenal de Barrica– Ayuntamiento de Barrika

Tyrion Lannister y Sir Davos inauguraron el rodaje vasco de Juego de Tronos en la playa de Barrica (Vizcaya). Para evitar que se filtrasen imágenes, el equipo cercó los alrededores del terreno e impidió la entrada a los curiosos. Pese a todo, hubo quienes consiguieron obtener algunas fotografías de los protagonistas junto a la costa.

Barrica, un municipio situado en la comarca de Uribe, posee una magnífica costa de 600 metros de longitud compuesta de arena y piedras. Se trata de una playa que desaparece con la marea, por lo que las autoridades alertan que es «imprescindible» tener cuidado en la orilla. Es un lugar perfecto para los amantes del surf y la escalada.

El equipo de Juego de Tronos salió fascinado de Zumaya, situado en Guipúzcoa. De hecho, la playa de Itzurun también fue el escenario de otras proyecciones, como Ocho apellidos vascos. A pesar de todo, tampoco se libraron del «acoso» de los fieles de la serie, que, para fastidio de los productores, consiguieron burlar la seguridad para tomar instantáneas de Jon Nieve en la arena.

Las aguas de la playa de Itzurun, situada junto a la ermita de San Telmo, poseen propiedades beneficiosas para la salud por su alta concentración de yodo. Otro de los atractivos de la zona son las curiosas formaciones que se alzan a ras del mar y que quedan al descubierto dando lugar a un fenómeno llamado «Flysch».

«Flysch»«Flysch»– Euskadi.eus

Loading...