Extraditados 30 años de historia del narcotráfico en México

México se deshizo el jueves del narcotraficante más importante que ha dado su historia y de un problema carcelario que dos veces terminó en fuga, humillación y sonrojo.

Nacido en Baridaguato el día de Navidad de 1954, en la sierra madre del estado de Sinaloa, Joaquín ‘El Chapo Guzmán’ pasó  de ser un campesino semianalfabeto a liderar una de las multinacionales del crimen más poderosas del planeta, con presencia en 48 países. Los tentáculos de El Chapo se extienden desde Alaska a la Patagonia y han marcado las últimas dos décadas del narcotráfico continental desde la muerte de Pablo Escobar en 1993.

Comenzó moviendo avionetas a uno y otro lado de la frontera a las órdenes de Miguel Ángel Félix Gallardo, alias ‘El Padrino’, por entonces el principal narcotraficante del país. Con la detención de ‘El Padrino’ en 1989, el chapo Guzmán” fundó su propia ‘empresa’ y creó el cartel de Sinaloa.

Su estrategia de crecimiento consistió en apoderarse de todos los eslabones de la cadena de la cocaína; de la planta en Antioquia a las esquinas de Los Ángeles. Desde su origen en Perú, Colombia o Bolivia, el transporte por carretera, con aviones o sumergibles, hasta la venta en las calles. A la cocaína Guzmán Loera sumó la heroína, las metanfetaminas y la marihuana.

El año que llegó al poder los Arellano Félix, del cártel de Tijuana, intentaron acabar con él. Estaban en guerra dos de los grupos criminales más activos y sanguinarios de América. ‘El Chapo’ tenía entonces 35 años y para el gobierno de Carlos Salinas era un problema de seguridad manejable en un negocio que vivía sus mejores años. Hasta la irrupción de Los Zetas o el cártel de Jalisco, ambos se repartían el país, el mercado y los muertos.

Sin embargo, desde los años 90 hasta su histórica extradición del jueves, fiel al manual del viejo narco que dice que “capo conocido huele a muerto”,  la biografía de ‘El Chapo’ son sólo cuatro fotos que resumen tambièn la historia reciente de México.

La primera es de en 1993 cuando lo detuvieron en Guatemala y lo encarcelaron en Jalisco.

La fría mañana que apareció ante la prensa en el patio de la prisión parecía un discreto delincuente exhibido con esposas y media sonrisa. Sin embargo, durante esos ocho años de cárcel entró como un aspirante a capo al que le gustaban las armas y la vida en el rancho, y salió convertido en el líder más poderoso del narcotráfico mundial cuando en 2001 se fugó escondido en un carro de ropa sucia. Había hecho de la cárcel su oficina.

La siguiente foto que se tuvo de él y posaba en un rancho junto a un compadre y con un fusil colgado del cuello. Se había practicado una cirugía plástica que le redujo las mejillas y le cambió las facciones. De paso, se estiró la piel y se quitó las arrugas de los párpados.

Una década después el mundo volvió a verlo durante su captura en 2014, casi un año después de la llegada de Enrique Peña Nieto al poder.  Era el hombre más buscado por el FBI y el narco más rico del mundo según la revista Forbes, que lo incluyó en su famosa lista por una fortuna de más de mil millones de dólares gracias a los 35 millones de consumidores de Estados Unidos. La revista calculaba que casi la mitad de la droga que se movía en el país estaba controlaba ‘El Chapo’ Guzmán. Sumaba a ello el 20% de lo que lavan otras organizaciones de mexicanos y colombianos presentes en Estados Unidos.

Cuando lo detuvo el gobierno exhibió al todopoderoso capo como un robabolsos, arrodillado, golpeado y con bigote.

Su huida en 2015 a través de un tunel de más de un kilómetro de largo supuso el sonrojo internacional para el gobierno de Peña Nieto, que lo volvió a mostrar a la prensa tras su recaptura seis meses después. Desde entonces el Chapo ha sido eso, una fotografía en un penal de máxima seguridad; la imagen de un hombre con uniforme blanco junto a una mesa al borde de la locura, según denunció su familia.

Desde hoy el álbum de fotos de México y El Chapo está también la fotografía de su llegada a Estados Unidos, por primera vez, en un avión que no es el suyo

Loading...