Inicio Actualidad Feijóo advierte a Sánchez que la moción de censura llegará en mayo,...

Feijóo advierte a Sánchez que la moción de censura llegará en mayo, “en las urnas”

El líder del PP, Alberto Núñez Feijóo, ha vuelto a verse las caras con Pedro Sánchez este martes en el Senado en un debate tenso y bronco, plagado de acusaciones cruzadas. Feijóo ha echado en cara al presidente los distintos escándalos que han salpicado a su Ejecutivo en los últimos tiempos (como la ley del solo sí es sí o la derogacion de la sedición) y ha planteado las próximas elecciones municipales y autonómicas como una moción de censura en su contra. Sánchez ha logrado, una vez más, salir indemne de las andanadas de su contrincante parlamentario, pese a la cada vez más deteriorada situación de su Gobierno.

«En tan solo 15 días España se ha enterado de que usted y su ministro del Interior nos han mentido; Pablo Iglesias ha vuelto a insultar a su sucesora por no arropar a una de las ministras del Gobierno y los miembros del Gobierno y sus socios han llamado ‘fachas’ a los jueces», ha arrancado Feijóo, en tono áspero. «Pero esto no es lo peor: usted dirige un Gobierno que ha negociado el Código Penal con aquellos que delinquieron contra la unidad territorial y amenazan con volver a hacerlo; y mientras hablamos pueden estar excarcelándose a agresores sexuales», ha criticado el líder del PP en referencia a la derogación del delito de sedición y a la polémica con la ley del solo sí es sí.

«Ni todas las horas de cualquier comparecencia podría explicar lo que ha ocurrido en España en los últimos 15 días», ha espetado, acusando a Sánchez de «generar un clima irrespirable, desproteger al Estado, derogar el principio democrático de igualdad ante la Ley y dañar el prestigio internacional del país”. “Su Gobierno ha entrado en shock y los daños para usted son ya irreparables; arrastra con usted a la nación a cambio de permanecer unos meses más en La Moncloa», ha continuado un Feijóo transmutado por momentos en Pablo Casado.

«No hay institución, organismo o política de Estado que no se hayan impregnado en un barniz de indignidad», ha aseverado el popular, al tiempo que ha preguntado a Sánchez si piensa rebajar las penas por malversación, tal y como afirma estar negociando con el Ejecutivo el Govern catalán.

Ya en su segundo turno, Feijóo ha descartado presentar una moción de censura contra el Gobierno por suprimir la sedición, como piden Ciudadanos y Vox. En cambio, ha asegurado que esta moción tendrá lugar el 28 de mayo del próximo año (fecha de las municipales y autonómicas) con «miles de urnas en todos los ayuntamientos». «La próxima vez que nos veamos en el Congreso de los Diputados será en el debate de mi investidura».

Sánchez no aclara si reformará también la malversación

El presidente del Gobierno, por su parte, ha evitado contestar a la pregunta sobre la malversación y ha tirado de ironía para referirse a la diatriba de Feijóo. «¿Dónde ha dejado su moderación?¿En objetos perdidos como su supuesta autonomía política?», ha planteado.

Sánchez ha despachado el escándalo de la ley del solo sí es sí sacando el comodín de Vox. «Le veo muy preocupado por los derechos de las mujeres. ¿Hay en España problema de violencia de género? ¿Lo hay? Entonces, ¿por qué actúan con los que la niegan o la banalizan o frivolizan sobre la violencia de género?», ha cuestionado.

Por otro lado, el socialista ha vuelto a defender su política de cesiones al secesionismo catalán, asegurando que «construye convivencia y no confrontación» y ha pedido al PP «no dar lecciones de constitucionalismo». «Dan lecciones de todo, de constitucionalismo, cuando llevan años incumpliendo. Le digo con respeto, antes de dar lecciones de constitucionalismo, cumpla con la Constitución, antes de dar lecciones de higiene, vengan ustedes lavados», ha señalado.

«Tengo la satisfacción de que en Cataluña primera ahora la convivencia y no la confrontación. A ustedes no les importa Cataluña. Hoy nos hemos encontrado con la portada que dice El Mundo de que le toca ser implacable; el mismo diario que cuando llegamos usted y yo a un acuerdo, le dijo a usted que el PP teme a la reacción política, judicial y mediática. Usted presume de previsible: es cierto, leemos las portadas de los periódicos conservadores y sabemos qué va a hacer», ha concluido.

Publicidad