La celebración de Hamilton y los pacientes finlandeses

El baño de masas del británico con la afición en Silverstone provocó una curiosa imagen de Bottas y Raikkonen en la sala de prensa

Lewis Hamilton tenía motivos más que suficientes para celebrar su victoria en el GP de Gran Bretaña. Se trataba de su cuarto triunfo consecutivo en el trazado inglés, el quinto en total, lo que suponía igualar el récord de Alain Prost en el legendario trazado del noroeste de Londres.

Pero es que, además, la victoria vino acompañada por una pequeña debacle de Ferrari en las dos últimas vueltas que retrasó a Sebastian Vettel hasta la séptima posición.

Esto provocó que una victoria aseada se convirtiera en un gran éxito, que deja a Hamilton a un solo punto de Vettel en el Mundial con media temporada por disputarse.

No es extraño, por tanto, que Hamilton se quisiera dar un baño de masas tras la ceremonia del podio. El inglés bajó de nuevo al asfalto y, como si de una estrella de rock se tratase, se dejó llevar en volandas por los apasionados fans.

Mientras eso sucedía en la pista, dentro de la sala de prensa esperaban dos pacientes finlandeses con cara de pocos amigos. Valtteri Bottas y Kimi Raikkonen, segundo y tercero respectivamente, debieron aguardar a que Hamilton terminara su show para cumplir con sus obligaciones ante la Prensa.

Loading...