La comisión de debate sobre el tranvía por Diagonal arranca con discrepancias

La comisión de estudio que debate las diferentes soluciones para conectar las dos líneas del tranvía de Barcelona en la avenida Diagonal ha arrancado este lunes sin visos de un consenso fácil. Los grupos municipales Demòcrata, PP y Cs han expresado su rechazo a crear una “infraestructura ferroviaria” que una el Trambaix y el Trambesòs, mientras que ERC y PSC han pedido a los técnicos ampliar la información urbanística antes de posicionarse.

El concejal no adscrito Gerard Ardanuy preside la comisión, que debía constar de seis sesiones, pero finalmente tendrá un mínimo de siete reuniones al aceptarse la propuesta de ERC, que ha pedido abordar también el impacto en la zona metropolitana. El grupo Demòcrata, el PP y Cs solicitaban ampliar la comisión a 10 sesiones, petición que no ha prosperado, para incluir sesiones monográficas sobre el impacto comercial, en la demanda y de financiación.

Las reuniones tienen como punto de partida el estudio informativo sobre la conexión por la Diagonal, encargado por el gobierno municipal de Ada Colau. Los autores han presentado en esta primera sesión las cuatro opciones de actuación en la Diagonal y proponen como más factible y beneficiosa para la ciudad la que une el tranvía en superficie.

Imagen virtual de la opción semi-soterrada para la conexión del tranvía por la Diagonal Imagen virtual de la opción semi-soterrada para la conexión del tranvía por la Diagonal (ATM)

Las otras tres, que también han expuesto, plantean soterrar parcialmente el tranvía en el tramo central más congestionado, desviarlo por la calle Provença y crear el by-pass mediante autobuses eléctricos recorran la Diagonal por el carril bus. Todos los grupos municipales han alabado el trabajo realizado por los técnicos, si bien las disparidad de preferencias y posiciones sitúan todavía muy lejos la mayoría política necesaria para aprobar el proyecto este mandato.

El grupo Demòcrata promete que no habrá tranvía por la Diagonal si gana las elecciones de 2019

Jordi Martí ha sido categórico y ha sostenido que “no habrá infraestructura ferroviaria en la Diagonal” si el PDeCAT gana las próximas elecciones municipales de 2019 y ha aludido a la “necesidad de un amplio consenso social y político” para llevar a cabo esta obra. Martí ha preguntado sobre otras ciudades con modelos similares y en respuesta a la teniente de alcalde Janet Sanz ha concretado que Berlín “no puede ser un referente porque la densidad de esta ciudad y la de Barcelona no son comparables”.

En el mismo sentido se ha pronunciado el concejal de Cs Koldo Blanco, quien ha asegurado que “el informe técnico elaborado por ATM y BIMSA justifica una decisión política tomada previamente”. Por ello, ha insistido en la “necesidad de un amplio consenso, y no sólo de una mayoría simple” para aprobar la obra.

Imagen virtual de la conexión alternativa del tranvía a través de la calle Provença Imagen virtual de la conexión alternativa del tranvía a través de la calle Provença (ATM)

También el concejal del PPC Javier Muleras ha afirmado que el informe “es el apoyo a una decisión política tomada por el gobierno municipal” y se ha preguntado “adónde irán a parar los vehículos que no puedan circular por las calles por donde pase el tranvía, si no hay otras opciones para solucionar el transporte en Barcelona”.

ERC y PSC piden más información sobre las obras

Por su parte, el republicano Jordi Coronas ha pedido que se incluya en el proyecto el coste de urbanización y ha preguntado cómo y cuándo se ejecutarían las obras en el tramo de la zona de Glòries.

El concejal del PSC y concejal de Arquitectura, Daniel Mòdol, ha preguntado a los técnicos si el estudio elaborado ha tenido en cuenta “la necesaria transformación del espacio público que exige cualquiera de las soluciones”, y por dónde se iniciarían las obras.

Imagen virtual de la conexión de las redes de tranvía mediante buses eléctricos que recorran la Diagonal Imagen virtual de la conexión de las redes de tranvía mediante buses eléctricos que recorran la Diagonal (ATM)

Janet Sanz insiste en que la unión suscita consenso

Pese a las explícitas críticas de la mayoría de la oposición, la teniente de alcalde Janet Sanz ha sostenido que la unión del Trambaix y el Trambesòs cuenta “con un consenso político como nunca”. Ha aludido a que el Plan Director de Infraestructuras 2011-2020 “plantea la finalización de esta infraestructura”, nacida del acuerdo del ayuntamiento de Barcelona tanto con el expresidente de la Generalitat Artur Mas como con el actual, Carles Puigdemont.

Ha reconocido que “es imposible que el transporte privado no se resienta”, pero ha hecho referencia a la “voluntad de entendimiento” de todas las fuerzas políticas para “finalizar esta infraestructura siguiendo un modelo de ciudad sostenible”. Sanz ha aludido al “sentido común de los grupos políticos” para aprobar la ejecución de la obra, que ha calificado de “una propuesta equilibrada y de futuro” que “puede ayudar a resolver tanto el problema de tráfico como la contaminación que afectan a la ciudad de Barcelona”.

El estudio, realizado por ATM y BIMSA, estudia en detalle cuatro opciones para unir las dos redes de tranvía

Loading...