Inicio Actualidad La dictadura judicial en Brasil detiene al CEO de la red social...

La dictadura judicial en Brasil detiene al CEO de la red social GETTR por reunirse con Bolsonaro – La Gaceta de la Iberosfera

La dictadura judicial en Brasil continúa arrestando, sin causa, a los seguidores del presidente, Jair Bolsonaro. El último en ser víctima de un juez izquierdista de la Corte Suprema ha sido el CEO de la red social GETTR -que pretender ser una alternativa a Twitter, sin censura-, Jason Miller.

Miller, que además es exasesor del expresidente de Estados Unidos, Donald Trump, fue detenido este martes 7 de septiembre en el aeropuerto de Brasilia cuando pretendía volver a EE.UU. después de reunirse con el líder brasileño y su hijo, Eduardo Bolsonaro.

La orden de la detención la dio el juez de la Corte Suprema, el izquierdista Alexandre de Moraes, un magistrado conocido por haber emprendido en Brasil toda una persecución política contra Bolsonaro con acusaciones falsas de corrupción así como con la aplicación de la censura en redes sociales sobre informaciones que pudiesen ser favorables al presidente.

La Policía Federal interrogó al empresario, que se encontraba en Brasil después de acudir a la celebración de la Conferencia de Acción Política Conservadora (CPAC), durante más de tres horas en el aeropuerto, antes de dejarle subir al avión con destino a EE.UU.

La Corte Suprema izquierdista busca a toda costa la destitución del presidente y, para ello, ha impulsado una causa sobre ‘fake news’ y la investigación de la «organización de actos antidemocráticos» para perseguir a sus seguidores, sean nacionales o extranjeros.

El Ejecutivo brasileño, por su parte, ha acusado al juez de «censurar a los periodistas» y haber cometido «abusos contra el presidente de la República y contra los ciudadanos, a quienes se les ha confiscado sus bienes y restringido su libertad de expresión y pensamiento». De hecho, Bolsonaro presentó una solicitud de impeachment contra de Moraes que fue finalmente rechazada por el Supremo.

De quien sí tiene respaldo el presidente es de los ciudadanos. Este martes, Bolsonaro consiguió congregar, en una marcha histórica por catorce capitales del país, a millones de brasileños que participaron en la manifestación más grande de la historia en su apoyo.


Publicidad