Inicio Actualidad La escuela gratuita en Catalunya costaría 465 millones de euros

La escuela gratuita en Catalunya costaría 465 millones de euros

La Fundació Jaume Bofill, especializada en asuntos educativos, estima en 465 millones de euros anuales la inversión necesaria para garantizar una educación totalmente gratuita en todos los centros sostenidos con fondos públicos en Catalunya, que se repartirían entre 268 millones en los centros públicos y 197 en los concertados.

Garantizar la gratuidad únicamente para el alumnado en riesgo de pobreza costaría alrededor de 112 millones de euros, ha informado la entidad, que ayer celebró la jornada ‘Por una enseñanza gratuita: ¿Qué tiene que ser gratuito en la educación obligatoria?’. De acuerdo con los cálculos en el anuario recogidos del año 2016 de la Jaume Bofill, en el sector público, las familias gastan de media sobre los 400 euros por alumno al año en conceptos como material escolar, salidas y actividades, colonias y ampa -queda excluido de este cómputo el servicio de comedor escolar-.

Las familias han sido, de hecho, quienes peor paradas han salido de los recortes aplicados durante la crisis en el sector educativo. Su aportación se ha incrementado en un 25,3%. El desembolso en los hogares catalanes en educación es elevado si se compara con otras comunidades. En el 2016 en Catalunya se destinaron 557,84 euros frente a los 399,05 de España. 

En este supuesto, sería necesario realizar una inversión de 268 millones de euros anuales para cubrir los costes de escolarización del alumno matriculado en el sector público en las etapas de infantil de segundo ciclo, primaria y ESO. 

El anuario del 2016 de la Bofill señalaba que, si bien es cierto que el producto interior bruto (PIB) de Catalunya ha crecido en el 2015 y el 2016, y también lo ha hecho el presupuesto en educación, esto no ha sido suficiente para escalar posiciones respecto a la media europea y la española. Francesc Pedró, director de ese informe, titulado ‘L’estat de l’educació a Catalunya’, cuantificó en una inyección de entre 1.250 y 1.500 millones de euros la cifra necesaria en Catalunya para alcanzar la media de inversión en educación de España.

Esto supondría elevar el gasto un 0,6% del PIB catalán y de este modo alcanzar el 4,3% español (actualmente en Catalunya el desembolso en educación es del 3,7%).

La concertada

En los centros concertados, prosiguieron este martes los expertos de la Bofill, la Conselleria d’Ensenyament otorga una subvención adicional de 600 euros al año por alumno con necesidades específicas de apoyo educativo, con el objetivo de cubrir sus costes de escolarización.

Si se extrapola esta cantidad al conjunto de alumnos escolarizados en las etapas universal y obligatoria, la Fundació Bofill concluye que la inversión requerida para garantizar la gratuidad en el sector concertado sería de 197 millones de euros.

La gratuidad de la escuela obligatoria es un debate antiguo en el sistema educativo catalán, que conduciría, entre otras cosas, a la práctica desaparición de los conciertos educativos. Es, aseguran los pedagogos, una herramienta para garantizar la equidad del sistema.