Inicio Actualidad La Gestora de Vox Málaga utiliza a niños y madres desfavorecidas por...

La Gestora de Vox Málaga utiliza a niños y madres desfavorecidas por una foto en redes sociales

AD.- Todos los síntomas confirman nuestra tesis. La Gestora de Vox Málaga ha entrado en una inquietante fase entre surreal y esperpéntica que la dirección nacional no frena, porque se ha inhibido de las funciones primordiales del partido en las provincias.

Así, el germen destructor de Vox Málaga, de ese proyecto político que llegó a estar 300 votos por debajo del “sorpasso” al PP, crece a sus anchas. Es como un incendio sobre el que se acumula combustible, y contra el que se traza una barrera que impide a los bomberos intervenir.

La última truculencia de Vox Málaga se produjo ayer. Se anunció en redes sociales que la mesa técnica de acción social, de la que es responsable Javier Barranquero, había hecho entrega de material para niños y madres a una importante asociación nacional con sede en Málaga. Ningún detalle sobre el material recogido, si bien hemos podido confirmar que se trataba de compresas.

Como ya es norma en Vox Málaga, el objetivo era la foto. Y en ella aparecía el alcaldable Antonio Alcázar, a quien le sería más facil pescar un atún en Bolivia que entrar en el Ayuntamiento de Málaga; Faustino Rueda, coordinador de distrito de Carretera de Cádiz y Javier Santos, al que presentaron como responsable del área de acción social cuando en realidad es el número dos de Barranquero. Las tres luciérnagas de la “nueva derecha” malagueña aparecían en el salón de una casa, con dos bolsas de basura detrás de ellos haciendo juego. En la foto no aparece ningún representante de la asociación que se debería encargar del reparto de las compresas. Sus responsables informaron a Vox Málaga que no podían aceptar ayudas procedentes de un partido político. Y a pesar de ello, los tres de marras, ni cortos ni perezosos, inmortalizaron la farsa con una foto.

Un destacado miembro del partido (no perteneciente a la Plataforma Antigestora) ha sido el encargado de poner estos hechos en conocimiento de AD. También nos ha dejado el testimonio de su indignación: “Por qué no dicen qué sociedad es. Por qué han querido engañarnos al anunciar que esa sociedad se hará cargo del material recogido. Señores, que no somos tontos, que sois unos ridículos. Que ya hay que ser cutre para utilizar bolsas de basura. No se merece Vox estos payasos en Málaga. No se puede caer más bajo. Son unos narcisistas y embusteros”.

Nos preguntamos por qué la Gestora de Vox Málaga tiene esa irrefrenable tendencia a la mentira y a las iniciativas grotescas de sus miembros. Si a los militantes se les falsea la realidad de forma tan chabacana y absurda, ¿pueden esperar algo que sea cierto de cuanto se les cuenta a diario?

Y mientras tanto, a nosotros, los que contamos a los afiliados esas cosas que la dirección provincial les oculta, los que denunciamos lo que otros callan, los que ponemos blanco sobre negro, los que ponemos al descubierto la absurdidad de unos dirigentes incapacitados para nada grande, se nos veta, se nos boicotea y se nos ataca.

¿Es lícito utilizar a mujeres y niños sin recursos para un burdo acto de propaganda chabacana? Moralmente no es mínimamente aceptable. Estéticamente es absolutamente deplorable. ¿Y legalmente? Que juzguen otros.

Por respeto, ya no al partido, sino al más amplio sentido del decoro y la dignidad que merecen las siglas de Vox, los tres de la foto, sin olvidarnos de Javier Barranquero, tendrían que dimitir o ser cesados hoy mismo.

Publicidad