La Junta andaluza tacha de lenguaje sexista la palabra ‘consumidores’

12

La Junta de Andalucía ha ido un paso más allá sobre la polémica eliminación de los nombres genéricos y ha tachado la palabra consumidores, utilizada en una campaña pagada con fondos públicos, de lenguaje sexista. El Gobierno andaluz recomienda sustituir consumidores por personas consumidoras, en un alarde de la tendencia política y social para evitar el masculino plural como genérico para ambos sexos. Un debate creciente que atraviesa la sociedad, desde la Real Academia hasta los colectivos feministas pasando por las Administraciones.

MÁS INFORMACIÓN

  • La Junta andaluza tacha de lenguaje sexista la palabra ‘consumidores’

    El “peligro mortal” de la gramática feminista

  • La Junta andaluza tacha de lenguaje sexista la palabra ‘consumidores’

    Los académicos y las académicas discuten sobre sexismo lingüístico

La organización de consumidores Facua ha lanzado una campaña que iba dirigida a los consumidores, pero este genérico ha sido sustituido por la segunda persona del singular. La razón del cambio ha sido la amenaza del Ejecutivo autonómico, que advirtió a Facua de que la multaría con una infracción leve de hasta 900 euros si no retiraba la palabra consumidores, para “contribuir a la promoción de la igualdad entre todas las personas, con independencia de su sexo”, según fuentes de la Consejería de Salud andaluza.

Facua ha acusado a la Junta de “censura lingüística” y ha ironizado sobre el uso empleado “en multitud de ocasiones” por el Gobierno andaluz para contenidos de sus publicaciones, entre ellos la cuenta de Twitter de su presidenta, Susana Díaz. “La Junta considera que el uso del masculino neutro es lenguaje excluyente”, censura la organización de consumidores. El portavoz de Facua, Rubén Sánchez, dispara contra la corrección lingüística que ataca la estructura del idioma: “Es un despropósito tener que escribir personas consumidoras. La clave es que no coincidimos en la interpretación. Por supuesto no hay ninguna objeción en que se prohíba el lenguaje sexista, eso es correcto. Pero se ha utilizado un criterio subjetivo con el uso del neutro”.

Facua ha cambiado toda la campaña, que incentiva las reclamaciones por la cláusula suelo bancaria, debido a que se ponía en riesgo la subvención global otorgada por la Junta de 50.000 euros. “Hemos hecho una revisión completa del texto publicado en la web y hemos eliminado las palabras consumidor o consumidores poniéndolo todo en segunda persona del singular, refiriéndonos directamente al lector utilizando el pronombre tú. Decidimos adoptar este cambio porque, más allá de asumir la infracción leve, hay dos artículos en la normativa de ayudas públicas sobre las causas de reintegro que podrían llevarnos a tener que devolver la subvención de 50.000 euros”, plantea Sánchez.

Fuentes de la Dirección General de Consumo de la Junta niegan que la intención de la advertencia institucional a Facua fuera “con intención de censura, sino que se hace con el objetivo de mejorar la información (…) y contribuir a la promoción de la igualdad entre todas las personas, con independencia de su sexo”.

El Gobierno andaluz justifica su batalla contra el genérico masculino en que “el principio de igualdad es uno de los ejes centrales en las políticas públicas desarrolladas por el Gobierno Andaluz. En este sentido, se considera que el lenguaje es una herramienta básica para contribuir a esa igualdad real, y dar respuesta a una problemática que desgraciadamente sigue presente en muchos ámbitos de nuestra sociedad”.