Las últimas encuestas dan una cómoda ventaja a May en las elecciones generales del Reino Unido

Pese a que en las últimas semanas parecía que perdía peligrosamente su ventaja, las encuestas que publica hoy la prensa británica dan a la conservadora Theresa May una cómoda ventaja ante su rival, el laborista Jeremy Corbyn, en las elecciones generales del Reino Unido que se celebran hoy.

En una encuesta elaborada por la firma Opinium, divulgada ayer miércoles por la BBC, el gobernante partido tory aventajaba a los laboristas con un 43% de los apoyos, frente al 36 % de la formación liderada por el izquierdista. Sondeos publicados en los últimos días indicaban que la distancia entre los dos grandes partidos se había acortado hasta casi el empate.

Sondeos publicados en los últimos días indicaban que la distancia entre los dos grandes partidos se había acortado hasta casi el empate

Otra encuesta de opinión realizada por Ipsos MORI y que publica el London Evening Standard da a Theresa May una ventaja a 8 puntos. Esta encuesta da a los tories el 46% de los votos.

Theresa May está en camino de aumentar su mayoría en la Cámara de los Comunes según la encuesta de YouGov para The Times, publicada el miércoles por la noche, que da a los conservadores una ventaja de siete puntos sobre los trabajadores. Esta encuesta da a los conservadores el 42% de los votos frente al 35% del partido de Corbyn.

Por su parte, el sondeo de ICM para The Guardian habla de unos resultados del 46% en favor de May y del 34% para Corbyn. Y de ComRes para The Independent da una ventaja de 10 puntos al partido Conservador sobre el Laborista, con un 44 y 34% respectivamente.

Pero no todas las encuestas dan esa distancia tan pronunciada entre los dos principales partidos, el sondeo final de Survation da casi un empate entre el 41% de los tories y el 40% de los laboristas.

Los cerca de 40.000 colegios electorales a los que están llamados a votar 46,9 millones de británicos en las elecciones generales del Reino Unido abrieron hoy sus puertas a las 07.00 hora local (06.00 GMT), en una jornada que se prolongará hasta las 22.00 horas (21.00 GMT).

En algunos de los colegios, que han sido habilitados mayoritariamente en centros comunitarios o escuelas del país, entre otros recintos, se han dispuesto mayores medidas de seguridad, a raíz del atentado terrorista cometido el sábado en Londres, que dejó ocho muertos, informa hoy la BBC. Se espera que los primeros resultados de estos comicios se empiecen a conocer hacia la media noche.

Theresa May depositó su voto sobre las 9.20 (8.20 GMT) en Sonning, en el condado inglés de Berkshire (sureste de Inglaterra). Con semblante tranquilo, la líder tory acudió a votar acompañada de su marido, Philip, vestida con una chaqueta blanca y un pantalón negro, y no hizo ninguna declaración a los medios de comunicación que aguardaban su llegada.

Jeremy Corbyn votaba poco después, a las 9.45, y se mostraba “muy orgulloso” de la campaña electoral de su grupo. El dirigente laborista saludó, con semblante sonriente, a los reporteros que le esperaban a la entrada del colegio electoral de Pakeman Primary School, en el barrio de Holloway, en el norte de Londres. “Muchas gracias a todos por estar hoy aquí. Es un día de democracia. Acabo de votar y me siento muy orgulloso de nuestra campaña”, señaló el político a los periodistas, tras haber hablado también con algunos ciudadanos.

May convocó por sorpresa el pasado 18 de abril elecciones generales anticipadas en este país, sin esperar a 2020, cuando los sondeos otorgaban a su partido una amplia ventaja.

La primera ministra explicó que había decidido adelantar el calendario electoral a fin de que el Reino Unido pueda contar con un liderazgo estable de cara a las negociaciones sobre la salida del país de la Unión Europea o Brexit, opción votada en el histórico referendo del 23 de junio de 2016.

Según la dirigente conservadora, “la única manera de garantizar certeza y seguridad en los próximos años es con la convocatoria de unas elecciones”, pese a que anteriormente había descartado adelantar los comicios.

En el momento de la disolución del Parlamento en mayo, los tories tenían 330 escaños en una cámara baja de 650, frente a los 229 del Partido Laborista, primer grupo de la oposición británica. Pero May busca sumar más asientos que le ayuden a dar luz verde de forma más contundente a los proyectos de ley, especialmente a todo lo relacionado con el Brexit.

El Reino Unido tiene un sistema de mayoría simple en el que cada una de las circunscripciones es ganada por el candidato que consigue la mayoría de los votos y descarta al resto.

Loading...