López Obrador rechaza comparaciones con Venezuela: “Ni Maduro, ni Trump”

Actualizado 03/09/2017 22:59:40 CET

MÉXICO DF, 3 Sep. (Reuters/EP) –

El candidato presidencial de izquierda mexicano Andrés Manuel López Obrador, favorito en las encuestas para las elecciones del 1 de julio de 2018, ha rechazado este domingo las comparaciones con Venezuela y ha renovado sus críticas contra el presidente estadounidense, Donald Trump.

Están “diciendo que si gana Morena México va a ser como Venezuela. ¡Mentira! Eso es falso. Nosotros no nos inspiramos en ningún gobierno extranjero. Nosotros nos inspiramos en nuestros héroes que fueron los que nos enseñaron a luchar por la libertad, por la justicia, por la democracia”, ha afirmado en un acto ante miles de seguidores en la capital mexicana. “Ni Maduro, ni Donald Trump”, ha proclamado López Obrador, candidato presidencial por tercera vez tras sus derrotas en 2012 y 2006.

El presidente saliente, Enrique Peña Nieto, comparó hace unos días la retórica del político mexicano con la de los venezolanos Hugo Chávez y Nicolás Maduro y se refirió a los temores de quienes consideran que ese discurso puede llevar a su país a una situación como la que vive la nación sudamericana.

En respuesta, López Obrador, de 63 años y líder del Movimiento Regeneración Nacional (MORENA), ha denunciado la existencia de una guerra sucia para espantar y atemorizar a los votantes.

En cambio, ha reiterado sus promesas de lucha contra la extendida corrupción y ha acusado a sus rivales del Partido Revolucionario Institucional (PRI) de Peña Nieto y al Partido de Acción Nacional (PAN) de estar al servicio de la “mafia del poder”.

“Va a ganar MORENA la presidencia. Nosotros estamos en contra de la riqueza mal habida, estamos en contra de la corrupción política porque ese es el principal problema de México, es el cáncer que vamos a acabar cuando triunfe nuestro movimiento”, ha asegurado.

La campaña electoral aún no ha comenzado oficialmente y el resto de los partidos no han elegido a sus candidatos, pero López Obrador se postula abiertamente con un discurso contra la violencia, que ha cobrado la vida de decenas de miles de personas en la última década, y de cómo cambiaría la estrategia en la guerra contra las organizaciones criminales.

“Ya no vamos a fincar la acción del Gobierno en el uso de la fuerza. El próximo comandante supremo de las fuerzas armadas nunca va a dar la orden para que haya masacres o se reprima al pueblo”, ha afirmado.

Loading...