Inicio Actualidad Los príncipes Harry y Andrés, repudiados, y una Meghan solitaria: así ha...

Los príncipes Harry y Andrés, repudiados, y una Meghan solitaria: así ha sido el traslado de Isabel II a Westminster

Sexto día de luto por la muerte de la reina Isabel II de Inglaterra tras su fallecimiento el pasado jueves 8 de septiembre. Para este miércoles, tal y como estaba previsto en el plan, organizado desde hace años con el beneplácito de la propia soberana, los restos mortales de la monarca han sido trasladados desde el palacio de Buckingham hasta Westminster Hall.

Ahora tendrá lugar una capilla ardiente con una duración de cuatro días en el edificio más antiguo del complejo del Parlamento, adonde los ciudadanos podrán acudir para presentar sus respetos.

  • 1 de 7

    El ataúd con los restos de la reina Isabel

    El ataúd con los restos mortales de Isabel II ha salido del palacio de Buckingham en dirección a Westminster a mediodía de este miércoles, 14 de septiembre. A su llegada al edificio más antiguo del Parlamento, un servicio religioso ha dado la bienvenida a la reina, también jefa de la Iglesias.

    El féretro de Isabel II permanecerá cubierto con el estandarte real, formado por cuatro cuadrantes: dos de ellos tienen tres leones dorados que representan a Inglaterra, uno tiene un león rojo que simboliza a Escocia y el cuarto el arpa que representa a Irlanda. Sobre el ataúd se colocará la corona imperial; el orbe real, pieza que representa al mundo cristiano, y el cetro de oro, que simboliza el poder.

    Gtres
  • 2 de 7

    Los príncipes Guillermo y Harry de Inglaterra

    Los príncipes Guillermo y Harry, distanciados desde hace un tiempo, caminaron juntos en el cortejo fúnebre de su abuela, la reina Isabel II, que ha transcurrido por la céntrica avenida The Mall hacia el Parlamento.

    El príncipe Guillermo, que ostenta ahora el título de príncipe de Gales, ha vestido uniforme militar, pero su hermano, el duque de Sussex, ha llevado sólo algunas condecoraciones sobre traje de día. Y es que la reina Isabel II le retiró sus títulos militares tras su decisión y la de su esposa, Meghan Markle, de apartarse de la Casa Real a principios de 2020.

    Gtres
  • 3 de 7

    Meghan, apartada de Kate y Camilla

    La duquesa de Sussex no ha viajado en el mismo coche que su cuñada, Kate Middleton y la reina consorte, Camilla Parker-Bowles. Medios británicos apuntan que Meghan Markle ha querido hacer un guiño a la reina Isabel II luciendo unos pendientes que la soberana le regaló a principios de 2018 y que fueron estrenados en junio, dos meses después de su gran boda con el príncipe Harry.

    Gtres
  • 4 de 7

    El príncipe Harry sin uniforme militar

    En un ambiente solemne, la guardia real, con sus uniformes rojos y boinas negras de oso, se colocaron frente a las grandes rejas negras que rodean el palacio de Buckingham. 

    Gtres
  • 5 de 7

    La reina consorte y la princesa de Gales

    Tanto Camilla Parker-Bowles como Kate Middleton, con gesto de aflicción por la pérdida de Isabel II, han querido homenajear a la soberana luciendo joyas que en su día llevó ella.

    Las perlas eran su perdición y para la ocasión, la reina consorte ha llevado un collar de cuatro hileras y la princesa de Gales, un espectacular broche con forma de hoja que presenta tres grandes perlas en el centro.

    Gtres
  • 6 de 7

    El príncipe Andrés

    Andrés, el segundo hijo de Isabel II y su difunto marido, el duque de Edimburgo tampoco ha vestido uniforme militar después de que la Reina le retirase los títulos. El príncipe de York yuvo que abandonar sus actividades públicas como miembro de la realeza tras haberse visto involucrado en el escándalo de abuso sexual de menores del fallecido pederasta norteamericano Jeffrey Epstein y tras llegar a un acuerdo extrajudicial con una mujer que le acusó de haber abusado de ella cuando era menor de edad.

    Gtres
  • 7 de 7

    Los cuatro hijos de la reina Isabel

    Por detrás del carro de armas que transportaba el ataúd con los restos mortales de Isabel II, custodiado por la guardia real, con sus uniformes rojos y gorros de piel de oso negros, y la corona imperial encima, fueron a pie el rey Carlos III y sus hermanos, los príncipes, Andrés, Ana y Eduardo. Algo más atrás caminaron, con la distancia física -y emocional- los príncipes Guillermo y Harry, hijos del soberano.

Publicidad