México se centra en encontrar nuevos supervivientes del terremoto tras confirmar 225 muertos

México ha amanecido hoy pendiente de los efectos del devastador

terremoto
que azotó a la capital del país este martes. Sobre las 13.14 hora local (18.14 GMT), un fuerte temblor de magnitud 7,1 sacudía el sur del país, causando el derrumbe de cerca de una cuarentena edificios que atrapaban entre las runas a decenas -puede que centenares- de personas. Su epicentro se localizó a 12 kilómetros al sureste de Axochiapan, a una profundidad de 57 kilómetros.

Las autoridades han confirmado que el seísmo dejó al menos 225 muertos: 94 en Ciudad de México, 71 en Morelos, 43 en Puebla, 12 en el Estado de México, cuatro en Guerrero y uno en Oaxaca. Señalan, sin embargo, que la cifra podría aumentar a medida que avancen las labores de rescate.

El derrumbe de un colegio en Ciudad de México se cobra la vida de al menos 21 niños

La embajada y el consulado españoles han confirmado que entre las víctimas mortales hay al menos un español, y que una decena de ciudadanos de nacionalidad española están en paradero desconocido.

La prioridad ahora es buscar supervivientes entre los escombros de los edificios desplomados. Uno de los casos más dramáticos es el del colegio Enrique Rebsamen de Ciudad de México. Su caída provocó la muerte de 21 niños y cuatro adultos, mientras tres personas (entre ellos dos menores) continúan en desaparecidas. Los efectivos de rescate lograron recuperar con vida a 11 personas.

Las réplicas al temblor podrían ocasionar más derrumbes

Otro de los temores que asolan ahora al país son las réplicas al terremoto. Muchas infraestructuras se vieron gravemente dañadas tras el seísmo de magnitud 7,1, por lo que otro fuerte temblor podría ocasionar más derrumbes. Hasta el momento se han registrado 23 réplicas, la más fuerte de ellas de una magnitud 4, según informa el Servicio Sismológico Nacional.

El gobierno ya ha señalado que más de medio millar de inmuebles deberán ser revisados para comprobar si sus estructuras se han visto afectadas, y al menos 30 presentan “graves daños”, según informa el jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera. Por ello, se han habilitado centros públicos para poder alojar y dar asistencia a los evacuados.

Las autoridades mexicanas informan minuto a minuto del avance de las labores de rescate a través de las redes sociales y dan indicaciones de cómo actuar en caso de encontrarse en una de las zonas afectadas por el seísmo. Una de las recomendaciones más llamativas es que aquellas personas que pasen cerca de una zona de runas en la que podría haber personas atrapadas se mantengan en silencio. El objetivo de esta medida es facilitar el trabajo a los trabajadores y voluntarios que busquen supervivientes bajo los escombros.

Un efectivo de rescate sostiene un cartel con la palabra 'silencio' sobre las ruinas de un edificio derrumbado en Ciudad de México tras el terremoto
Un efectivo de rescate sostiene un cartel con la palabra ‘silencio’ sobre las ruinas de un edificio derrumbado en Ciudad de México tras el terremoto
(Ronaldo Schemidt / AFP)

Además, desde el gobierno se pide colaboración ciudadana para hacer un recuento de daños.

Este mismo martes se celebrara el 32 aniversario del terremoto que asoló la Ciudad de México el 19 de septiembre de 1985. Aquel temblor dejó 10.000 muertos según fuentes oficiales, aunque la Coordinadora Única de Damnificados elevó el número de víctimas mortales a 45.000.

Hace escasas dos semanas que otro terremoto sacudió México, el mayor registrado en el Golfo en el último siglo. Ocurrió el 7 de septiembre. Su magnitud alcanzó el 8,2, dejando 98 muertos y más de 250 heridos. Las zonas más afectadas fueron Oaxaca y Chiapas, donde todavía se recuperan del sismo.

Desde el gobierno se pide colaboración ciudadana para hacer un recuento de daños

Loading...