Millo: “Hoy no se juzga a nadie por defender unas ideas, que quede claro”

“Hoy no se juzga a nadie por defender unas ideas, que quede claro”. El delegado del Gobierno en catalunya, Enric Millo, ha querido puntualizar que la declaración de la presidenta del Parlament, Carme Forcadell, ante el Tribunal Superior de Justícia de Catalunya (TSJC) no tiene nada que ver con la libertad de pensamiento sino con una desobediencia expresa y a sabiendas de la segunda máxima autoridad de Catalunya al haber dado su consentimiento para que se votaran las conclusiones de la comisión del Procés Constituent en el Parlament pese a la advertencia del Tribunal Constitucional (TC).

Forcadell “se ve hoy obligada a declarar ante el TSJC porque está investigada por un delito de desobediencia, porque hay un Tribunal Constitucional que dijo de una forma clara que hay una cosa que no se podía hacer, que era aprobar en el Parlament una cuestión contraria a la ley, y a pesar de estas advertencias esta resolución se aprobó”. Por tanto, “hoy no se persigue a nadie ni se investiga a nadie por defender unas ideas ni por tener unos objetivos políticos, sino por desobedecer a un tribunal”, ha puntualizado Millo.


“A nadie le gusta que haya una presidenta investigada”


En declaraciones a Catalunya Ràdio, Millo ha advertido además que “todas la manifestaciones que dan apoyo este viernes a la desobediencia dan un mensaje equivocado” porque dan un recado a la ciudadanía de que “hay que desobedecer”. Por el contrario, el dirigente ha señalado que si se no se está de acuerdo con determinadas leyes lo que hay que hacer es buscar las mayorías para cambiarlas.

En cualquier caso, el delegado del Gobierno ha asegurado que “la justicia, evidentemente, continuará actuando com no puede ser de otra manera”, aunque también ha expresado su voluntad de evitar “que esto continue por este camino”. Ahora bien, Millo ha querido dejar claro que no hay posibilidad de evitar que lo que ya está en los tribunales, como el caso de Forcadell, Mas, Irene Rigau, Joana Ortega o Francesc Homs, sigan su curso judicial.


Recuerda que no sería la primera vez que el presidente de un parlamento autonómico es inhabilitado


“A nadie le gusta que haya una presidenta investigada”, ha asegurado, pero ha recordado que la presidenta del Parlament actuó “deliberadamente” y decidió “desobedecer” a pesar de saber de las advertencias del TC y de las consecuencias de no obedecer sus deliberaciones.

Aunque al dirigente no le gustaría “verla inhabilitada”, también ha considerado que “si la justicia lo considera, no tendremos más remedio que aceptarlo”. En este sentido, ha recordado que no sería la primera vez que un presidente de un parlamento autonómico es inhabilitado, en referencia al expresidente del Parlamento vasco Juan María Atutxa y los exmiembros de la Mesa de esta cámara Kontxi Bilbao y Gorka Knorr por un delito de desobediencia a la autoridad judicial por no disolver el grupo parlamentario Sozialista Abertzaleak, nombre que adoptó Batasuna tras su ilegalización.


La solución a la cuestión catalana “está dentro de las reglas de juego”


“No por tener cargo público uno puede estar por encima de la ley”, ha advertido, tras lo cual ha opinado que “las sentencias de los tribunales demuestran que hay separación de poderes y un sistema democrático que funciona”.

El delegado del Gobierno ha resaltado que la solución a la cuestión catalana “está dentro de las reglas de juego”, pero que “los hechos del pasado” tienen que seguir “su vía”. Aunque “hay que evitar que esto siga por este camino”, ha querido dejar claro que “no se pueden revisar los hechos del pasado”. A partir de aquí, ha insistido en la necesidad de instaurar el diálogo para dar soluciones en lugar de aceptar “imposiciones” como las de” dirigentes del Govern y la presidenta del Parlament”.

Loading...