Montero tranquiliza a los autónomos: no tendrán que pagar el ‘impuesto verde’ al diesel

8

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha avanzado este miércoles que el Gobierno aprobará “lo antes posible” un paquete de medidas fiscales que contempla de forma “inminente” la reforma del Impuestos de Sociedades, para fijar un tipo mínimo del 15%, a partir del cual no se podrán aplicar deducciones dirigido a “grandes corporaciones” y sin afectar a pequeñas y medianas empresas, y la creación del impuestos a los servicios digitales.

Montero también se ha referido a uno de sus anuncios más polémicos: el del impuesto a los carburantes que tendrán que soportar los autónomos y que no se aprobará en esta primera etapa. La ministra ha indicado, sin concretar plazos, que el Gobierno trabaja en un paquete de fiscalidad ‘verde’, con impuestos que “no tienen afán recaudatorio, sino vocación de cambiar la dinámica, prevenir situaciones que afectan a la economía y contribuir a la sostenibilidad y la economía circular”.

Eso sí, ha aclarado que las propuestas en materia de fiscalidad ‘verde’ no podrán afectar ni a los autónomos ni a los profesionales, por lo que se tendrá que abordar “sin incidir en la actividad económica de pequeños o grandes empresarios”, y siempre con “más capacidad recaudatoria que disuasoria”.

Durante su primera comparecencia ante la Comisión de Hacienda del Congreso para detallar las líneas generales de su departamento, Montero ha avanzado que abordará la fiscalidad a las mujeres y ha recordado que el Gobierno trabaja en medidas fiscales orientadas a las grandes empresas para “ajustar su contribución al bien común” pero “no va a afectar ninguna medida al contribuyente”.

“No vamos a tocar los impuestos de ciudadanos, ni clases trabajadoras, ni clases medias”, ha afirmado Montero, quien ha subrayado que los ciudadanos han vivido ya diferentes subidas impositivas durante la crisis, por lo que se revisará el sistema actual al entender que “no representa de manera clara la capacidad tributaria de las nuevas áreas del conocimiento”.

De esta forma, ha detallado que el Ejecutivo llevará al Congreso “lo antes posible” un paquete de medidas fiscales, en línea con las últimas medidas europeas, que en una fase “inmediata” contempla la reforma del Impuesto de Sociedades con el objetivo de que las grandes corporaciones contribuyan “mejor” y realicen un mayor “esfuerzo” para la sociedad. Para ello, el Gobierno acercará el tipo “teórico” impositivo al tipo real, si bien Montero ha aclarado que el cambio no afectará ni a las pymes ni a las empresas medianas.

De forma “más inminente”, el Ejecutivo también aprobará una ley para la creación de un impuestos dirigida a determinados servicios digitales, para que las grandes tecnológicas tributen por los ingresos que reciben por publicidad ‘online’, así como por actividades intermediarias de plataformas digitales que facilitan la venta de bienes y servicios o por actividades de venta de datos que se generan con información proporcionada por el usuario.

En cuanto al impuesto al sector bancario, Montero ha dicho que se seguirá avanzando en la fiscalidad a las entidades financieras ya que el Gobierno entiende que “todavía no ha hecho una contribución efectiva en términos de tributación”. Ese gravamen se elaborará en línea con los pasos dados en Europa, ha precisado.