Pocos en la marcha de Barcelona en defensa de la Constitución

La defensa de la Constitución y la unidad de España sólo ha reunido unas trescientas personas en el centro de Barcelona en este día de la Constitución. La manifestación organizada por la plataforma españolista España y Catalans ha transcurrido, a ritmo de paso doble, y bajo el lema “Constitución española: ley de todos, con la constitución, por la concordia” desde la plaza Urquinaona hasta la plaza Sant Jaume con gritos y consignas contra el proceso catalán y el president Carles Puigdemont. Entre los portadores de la pancarta la diputada del PP en el Parlament, Maria José Cuevas.

La marcha ha contado con todos los elementos habituales de una convocatoria de este tipo. Quizá la única novedad ha sido la construcción de un pilar “casteller” que simbolizaba con los colores de las camisas de los “castellers” la bandera rojigualda. Gorras militares, banderas españolas, insígnies de la Legión y consignas de pancarta en defensa de la unidad han formado parte de la escenografía con una banda sonora integrada por “España camisa blanca de mi esperanza” o pasodobles populares.

Uno de los momentos de éxtasis de los manifestantes se ha producido a su paso por la Jefatura del Cuerpo Nacional de Policía en la Via Laietana, protegida por unidades de los Mossos. Parada de la manifestación y canto coral de “ESta es nuestra policía”, aplausos y vítores al cuerpo y a la Guardia Civil.

Momento de tensión

El único momento de tensión, y muy relativa, ha sido cuando un vecino de Via Laietana ha salido al balcón con una estelada justo cuando pasa a la manifestación ante el inmueble. Pitada general, protestas y cantos de “Catalunya es España” han sido las dedicatorias de los manifestantes al independentista que contraatacaba ondeando más la estelada.

Final en Sant Jaume

La manifestación ha llegado a la plaza Sant Jaume. El primer saludo de la cabezera de la marcha ha sido contundente: “Puigdemont, morirás español”. “Viva España”, “Puigmamón” o “Nos romper España”, han precedido y despedido el discurso de Clemente Polo, el portavoz de la organización convocante que ha reclamado “arrebatar democráticamente el poder de la Generalitat” a los secesionistas. Canto “solemne” del himno español, con, dicho sea de paso, un par de brazos alzados. Los manifestantes, unos 300 según la policia, y 1000 según la organización. Como apunta a una afamada tuiter a, Dolors Boatella, casi había tantos manifestantes como artículos en la Constitución.

Loading...