Inicio Actualidad PP y Vox defienden una inmigración ordenada para Aragón: «No favoreceremos a...

PP y Vox defienden una inmigración ordenada para Aragón: «No favoreceremos a las mafias»

Este miércoles, ha tenido lugar la primera reunión de seguimiento del pacto entre PP y Vox, centrada en el problema creciente de la inmigración ilegal. Los enemigos del nuevo Gobierno de coalición habían puesto sus esperanzas en que, tras las posturas encontradas entre los socios al respecto, el pacto podía resquebrajarse. Y nada más lejos de la realidad. Al tenor de las declaraciones de PP y Vox sobre la inmigración ilegal, los aragoneses pueden estar tranquilos que hay alianza para rato.

Ambos han acordado defender una inmigración ordenada, y tanto de la boca de PP como de Vox, se ha podido escuchar: «No favoreceremos a las mafias», con todo lo que ello implica. El Gobierno de Aragón no favorecerá el acogimiento de menas a la comunidad, y se ceñirá a cumplir con los acuerdos de la conferencia sectorial, tal y como reclamaban los de Abascal en cumplimiento del pacto de gobernabilidad firmado.

Hay que advertir que la conferencia sectorial en la que participa Aragón, con otras comunidades autónomas, se adscribe de forma voluntaria y, previsiblemente, la comunidad no renovará en materia de inmigración el año que viene para evitar los escenarios alentados por el Gobierno de Sánchez en la crisis migratoria.

Por lo que, hasta entonces, la portavoz del Gobierno de Aragón, Mar Vaquero, en calidad de representante del PP ante los medios, ha adelantado que en «el cumplimiento estricto de la ley», aceptarán «la cuota» que le corresponde a la comunidad este año.

Precisamente, Vaquero ha denunciado que «el Gobierno de España no está colaborando con lealtad», y que «no puede utilizar la solidaridad para esconder las obligaciones que tiene en materia de planificación y de financiación». Vaquero ha reconocido que este desorden migratorio «está provocando graves problemas» y que «de ahí surgen estas diferencias», haciendo referencia a las discrepancias en políticas migratorias entre sus socios de Gobierno, cuya responsabilidad recaen en la consejería de Bienestar Social y Familia, de la popular Carmen Susín.

El Gobierno de Aragón no fomentará la llegada menas

«Desde el Gobierno de Aragón no se va a promover, facilitar ni fomentar la llegada de ningún menor ilegal a Aragón», ha sostenido el vicepresidente, Alejandro Nolasco. El de Vox ha sostenido que «esto colisiona con la política irresponsable que tiene Sánchez, que reparte como fardos a los inmigrantes ilegales y a los menores por toda España».

«Evidentemente, los inmigrantes ilegales que llegan a Aragón, y son utilizados como mercancía, poco se puede hacer, hasta que gobierne Vox», ha defendido Nolasco, quien ha reiterado que, a partir de ahora, «el Gobierno de Aragón, no hará ningún ofrecimiento a la acogida de inmigrantes ilegales menores, porque tienen que estar con sus padres en sus países de origen».

De tal forma que en Aragón, «ni un inmigrante ilegal más va a entrar gracias a que el Gobierno de Aragón facilite o promueva a través de campañas», ha añadido.

«Nosotros no tenemos ningún problema en que haya inmigración legal, puesto que la legal y ordenada es un activo», ha defendido el de Vox.

El problema de los menas

En el tema de la inmigración ilegal, queda evidente que los socios de Gobierno en Aragón no son el mismo partido y mantienen posturas distintas también a nivel nacional. Sin embargo, la polémica en Aragón nació del acuerdo de gobernabilidad firmado el pasado agosto entre ambos para conformar gobierno, en el que uno de los puntos hacía referencia a la inmigración ilegal.

Fue, por este motivo, que el líder de Vox, Santiago Abascal, alertó de la situación que se estaba viviendo en Aragón con la llegada de nuevos menas trasladados desde Canarias, pidiendo la celebración de una reunión de seguimiento del pacto firmado.

El punto en cuestión es aquel que expresa que el Gobierno de Aragón exigirá «en todas las normas y convocatorias para el acceso a subvenciones y ayudas, la acreditación de la residencia legal y no únicamente el certificado de empadronamiento. Suprimiremos cualquier ayuda pública a las organizaciones que colaboren con las mafias de tráfico de seres humanos».

En un principio, el PP defendió, en un comunicado de prensa, que este punto solo hacía referencia a las mafias, mientras que Vox insistió en que el asunto hacía referencia «indirectamente» a cualquier tipo de inmigración ilegal, «ya que éstas dependen de las mafias para llega a nuestro país».

Finalmente, en esta primera reunión de seguimiento, se ha evidenciado que ambos partidos trabajan en Aragón en la misma dirección, y que están de acuerdo en fomentar «una inmigración regulada».

A la reunión, han acudido en representación del PP, la vicepresidenta segunda y consejera de Economía, Industria y Empleo, Mar Vaquero, el consejero de Fomento, Movilidad y Logística, Octavio López, y el consejero de Hacienda, Roberto Bermúdez. Por parte de Vox, han asistido el vicepresidente del Gobierno y consejero de Despoblación, Justicia y Vertebración Territorial, Alejandro Nolasco, el consejero de Agricultura y Ganadería, Ángel Samper y Montserrat Lluís, vicesecretaria de Acción de Gobierno así como vocal del Comité Ejecutivo Nacional.

Anuncio: la eliminación del Impuesto de Sucesiones para el grupo 2

Nolasco ha anunciado también que, desde el Gobierno de Aragón, se está trabajando para que el próximo año se elimine el Impuesto de Sucesiones para el grupo 2: «Hay que terminar con la doble imposición. Esto va a ser un gran hito». Esta eliminación se sumaría a la que ya se ha aplica desde este año para el grupo 1, es decir, para menores de 21.

«Los aragoneses pueden estar bien tranquilos, los dos partidos vamos a trabajar por la estabilidad», ha señalado Vaquero. El pacto «goza de una excelente salud», ha añadido, y «genera estabilidad y prosperidad a los aragoneses».