PSPV y Ciudadanos aplauden a Rajoy frente a las críticas de Compromís y Podemos

La representación en la Comunidad Valenciana de los partidos políticos que en Cataluña conforman el denominado «bloque constitucionalista» aplaudió en conjunto la decisión tomada por el Gobierno de Mariano Rajoy, en contraposición a las críticas que la medida suscitó por parte de Compromís y Podemos. La medida de activar el mecanismo para aplicar en Cataluña el artículo 155 de la Constitución generó posiciones divergentes entre los socios del Pacte del Botànic en el que se sostiene el Consell, ya que mientras que las dos formaciones situadas más a la izquierda mostraron claramente su rechazo, desde el PSPV sí se mostraron favorables a la actuación del Ejecutivo, aunque de una manera más tibia que PP y Ciudadanos.Los populares de la Comunidad Valenciana mostraron su total respaldo a la decisión del Gobierno, tal y como expresó a este periódico su presidenta, Isabel Bonig. La líder autonómica del PP y portavoz de este partido en las Cortes recalcó el «apoyo sin fisuras» del partido a «una medida justa, proporcionada y legal, prevista en la Constitución para proteger el orden y los derechos». Recordó que «ha habido muchos llamamientos a Carles Puigdemont para que volviera a la senda de la ley, y no ha querido», por lo que insistió en el «apoyo absoluto» a la actuación del Ejecutivo de Rajoy. Además, destacó la importancia de que tanto Ciudadanos como el PSOE a nivel nacional se mostraran también favorables a la decisión del Gobierno.En la misma línea se mostró el presidente de la Diputación de Alicante, César Sánchez, quien mostró su «más absoluto respaldo al Gobierno». En su opinión, el Ejecutivo ha hecho un ejercicio de «templanza, sosiego e inteligencia para pensar en la unidad de España». Sobre el horizonte de la convocatoria de unas elecciones autonómicas en Cataluña, afirmó que «hace falta un Govern que piense en todos los ciudadanos y no sólo en una parte de ellos», algo que, añadió, «no se ha producido en los últimos tiempos».También desde Ciudadanos apoyaron la decisión del Gobierno. La diputada en el Congreso por Alicante Marta Martín recordó que «fuimos los primeros que lo pedimos», para poder «volver a la legalidad» y «convocar unas elecciones en las que se vote de verdad». La parlamentaria consideró que «Puigdemont ha llevado a una situación extrema a Cataluña», y que «es él quien ha suspendido la autonomía hace tiempo» con sus decisiones. Por ello, incidió en que «no han dejado otra salida» al Gobierno. El portavoz de la formación para el conjunto de la Comunidad Valenciana, Fernando Giner, consideró de la misma forma que la aplicación del artículo 155 «es una obligación ante un golpe a la democracia», recordando también que fueron los primeros en pedir esta medida.La reacción del PSPV fue algo más comedida, pero mostrando también un apoyo a la actuación del Gobierno. Uno de los pocos cargos socialistas que se pronunció sobre el tema fue el senador Joan Lerma. La Cámara Alta debe aprobar el próximo viernes la aplicación del artículo 155 en Cataluña. Para el que fuera presidente de la Generalitat entre 1983 y 1995, la decisión no es sencilla, pero si Carles Puigdemont no se pronuncia y no toma medidas en su ejecutivo, «mi votación será que sí a que se apliquen las medidas decretadas por el Gobierno central». Con respecto a la postura de sus socios en el Pacte del Botànic, para Lerma oponerse a la aplicación del artículo 155 es «posicionarse junto a la ilegalidad», algo que al senador socialista «no le parece una opción sensata». También el portavoz del PSPV en las Cortes, Manolo Mata, se mostró confiado en que se pueda evitar la intervención del Gobierno central mediante la convocatoria de elecciones por parte de Puigdemont y que de esta forma se «evite una catástrofe institucional».
«Dudas razonables» de Morera
La postura del PSPV chocó totalmente con la de Compromís y Podemos. Desde la primera de estas formaciones, el presidente de las Cortes Valencianas, Enric Morera, se mostró preocupado ante lo que pueda acontecer a partir de ahora, y consideró que la decisión del Ejecutivo central «es un error inmenso». Además, expresó sus «dudas razonables» de «que el artículo 155 habilite al Gobierno para aplicar estas medidas». A su juicio, «se están saltando la Constitución que ellos mismos dicen defender», y temió que pueda ser «un precedente negativo». Para Morera, el de ayer era «un día de duelo y preocupación».Mientras, el senador Carles Mulet anunció que Compromís votará en el Senado en contra de la aplicación del artículo 155, al considerarlo «un golpe de efecto» y «una huida hacia adelante que, en lugar de aplacar el conflicto, lo reavivará todavía más hasta que la situación sea cada vez más insoportable». También criticó que el PP «aproveche la mayoría que tiene en la Cámara Alta para cargarse una autonomía».Por su parte, el secretario general de Podemos en la Comunidad, Antonio Estañ, afirmó a través de la red social Twitter que «esta intervención salvaje es el fracaso del régimen y un aviso de lo que quieren para España: autoritarismo y centralización». También el senador y secretario político del partido en la Comunidad, Ferran Martínez, pidió «cohesión» a los «representantes del bloque del Botànic» en la Cámara Alta «para mantener su compromiso por el autogobierno» frente al «ataque» que también para él supone esta medida.

Loading...