Inicio Actualidad Receta de bolitas de brócoli y queso

Receta de bolitas de brócoli y queso

Las bolitas de brócoli y queso son una auténtica maravilla repleta de sabor. A la hora de comer verduras podemos buscar una y mil formas de incorporarlas a nuestro menú semanal. Con estas bolitas, el brócoli se integrará a la perfección en un bocado crujiente y cremoso que hará las delicias de los más pequeños de la casa. Para poder disfrutar de una verdura tan saludable como el brócoli solo necesitamos recetas en las que pueda ser el protagonista secundario, dejando paso a un queso que cubrirá su sabor intenso y solo nos dejará ver sus buenas propiedades. Toma nota de estas bolitas de brócoli y queso, son un vicio.

Ingredientes:

  • 1 brócoli
  • 100 gr de queso crema
  • 1 taza de parmesano
  • 1 taza de pan rallado
  • 1 huevo
  • 140 gr de harina de trigo
  • Sal
  • Pimienta

Cómo preparar bolitas de brócoli y queso

  1. Empezaremos esta saludable receta cocinando el brócoli, vamos a lavar y cortar los ramilletes para que se prepare más rápidamente. Lo ponemos a hervir con agua y sal. Tardará unos 10 minutos en estar perfectamente cocinado, dependiendo del tamaño puede ser un poco más.
  2. Escurrimos el brócoli y lo dejamos que repose unos minutos. Cuando esté templado lo vamos a mezclar con cuidado con el queso crema, hasta que tengamos lista una masa homogénea.
  3. Seguimos con el parmesano, este tipo de queso además de un sabor de lo más intenso nos ayudará a ganar consistencia. Salpimentaremos al gusto, teniendo en cuenta que el queso ya es un ingrediente bastante salado.
  4. Con esta masa ya lista, nos quedará empezar a pensar en el rebozado. Tal y como está podemos dejar esta masa en el congelador. Podremos de esta manera tener lista una cena o tapa a base de bolitas siempre que queramos. Es una forma de ahorrar tiempo y recursos en nuestro día a día.
  5. Les damos forma a las bolitas y las vamos reservando. Preparamos en un plato el huevo, lo batimos bien y en otro colocamos el pan rallado.
  6. En una sartén con un poco de aceite cocinaremos las bolitas. Las pasaremos por el huevo y el pan rallado, antes de freírlas hasta que estén bien doradas. Las escurriremos colocándolas sobre papel absorbente para que eliminen el exceso de aceite. Podemos cocinarlas en el horno de la misma manera, pero evitando la fritura a 180º tardarán unos 15 minutos en estar doraditas.
  7. Serviremos estas bolitas con una mayonesa casera o una salsa de tomate tradicional. Estarán impresionantes, comeremos verdura sin darnos cuenta.